Consejos Tecnología

10 consejos para tomar buenas fotografías en exteriores.

10 consejos para tomar buenas fotografías en exteriores.

Existen muchas personas que creen que tener una cámara digital SRL de lujo los convertirá en grandes fotógrafos. Esto, por supuesto, es algo muy absurdo. Nadie se convierte en mejor cocinero sólo por tener un horno de última generación. La habilidad proviene del conocimiento y de la experiencia de la persona que utiliza cada equipo y no del equipo en sí mismo. No necesariamente debemos tener la mejor de las cámaras. De hecho, yo suelo usar una cámara simple que tan sólo apunta y obtura. Y esto después de haberme cansado de cargar el equipo completo de una SLR y sus trípodes.

Evidentemente, esta decisión se debe a que descubrí que se pueden tomar excelentes fotografías con tan sólo saber cómo hacerlo (y sin todo el peso extra). De hecho, todas las fotografías de mi colección de imágenes “Elsewhere” en The Global Trip fueron tomadas con una cámara de bolsillo Sony Cybershot. Sin embargo, debo reconocer que se obtiene una calidad de imagen altamente superior cuando se usa una SLR con buenos lentes (si es que tienes la paciencia de llevar contigo el equipo necesario). Una variedad razonable de lentes te brindará más opciones que una cámara de bolsillo, como por ejemplo un enfoque más suave y mayor profundidad de campo. Además, ganamos algo de prestigio cuando viajamos con una cámara importante, a pesar de que no sepamos usarla.

Automáticamente nos convertimos en un simulador, una de esas personas que creen que una cámara de más calidad es lo que hacer mejor a un fotógrafo.

Así que si quieres dar un paso más allá de una cámara de bolsillo y resultar algo más profesional, como por ejemplo mi amigo y fotógrafo Phil Langer, he aquí algunos consejos para tomar buenas fotografías con una cámara digital SLR cuando decidas salir por el mundo.

1. Tomar fotos con la luz del amanecer.
Para tomar buenas imágenes en exteriores existen dos momentos óptimos del día que muchos fotógrafos conocen como “la hora dorada” o la “hora mágica”: el amanecer y el atardecer. Su rango de duración es de media hora antes de la salida o puesta del sol hasta media hora después. Sin duda alguna, esta hora mágica brinda luces y sombras mucho más suaves e interesantes.

No dejes de leer:
Descubre el poder anticancerígeno de las semillas de uvas

2. Usar un trípode cuando hay poca luz.
Si tienes que hacer una fotografía con poca luz, usa un trípode para lograr imágenes más definidas. Cuanta menos luz tengamos más tiempo debe permanecer abierto el obturador para permitir el acceso de luz necesaria para exponer la imagen. Además, hay que tener en cuenta que el más leve movimiento puede dar como resultado una imagen borrosa.

3. No disparar a ciegas, componer la imagen.
Siempre trata de tener un fondo general, un fondo medio y uno posterior. Por ejemplo, si estás fotografiando un atardecer en la playa, tendrás la arena, el agua y el cielo.

Sé consciente de ello y observa de qué forma se relacionan entre sí dentro del cuadro para poder agregar algo de profundidad. Si estás fotografiando a tus amigos al aire libre, no tomes únicamente fotografías grupales enfocadas en el centro. Pídeles que se muevan hacia los lados y trata de componer la imagen con relación al lugar en donde se encuentran.

4. Ubicar el horizonte.
Nunca coloques el horizonte en el centro de la imagen como una simple línea divisoria entre el cielo y la tierra. Resalta alguno de los dos planos.

5. Mostrar cuán grande (o pequeño) es uno mismo.
Normalmente resulta difícil mostrar lo grande que es una montaña si no hay nada en la imagen que sirva para compararla. Muestra el tamaño de un objeto e incluye un sujeto a modo de contraste para dar una sensación de escala.

No dejes de leer:
La soledad aumenta riesgos de padecer enfermedades del corazón

6. Jugar con los filtros.
Es posible lograr colores y tonos más ricos si se usan los lentes correctos. Los polarizadores eliminan los reflejos y crean azules más vívidos en el cielo, mientras que los filtros difusores brindan mayor contraste.

7. Usar el entorno con inteligencia
En cierto modo, la fotografía en exteriores es un desafío mayor que la de interiores, ya que el entorno y las condiciones de luz cambian constantemente y no se pueden controlar. Sin embargo, no permitas que eso te inhiba. Emplea a tu conveniencia los elementos de la naturaleza, como por ejemplo las nubes, la niebla y los destellos de luz. De esta manera, conseguirás agregar algo de misterio.

8. Probar con grandes angulares.
No es necesario limitarse a los lentes básicos. Si tienes la posibilidad de conseguirlos, existe una gran variedad de lentes en el mercado que te permitirán ampliar las imágenes de los paisajes sin tener que prescindir de los detalles.

9. Captar el espíritu local
Cuando viajes, toma fotografías de los lugareños. Podrás capturar y resaltar el carácter y el alma de tu lugar de destino. Recuerda ser amable a la hora de fotografiar a otras personas o al menos asegúrate de que no te vean.

10. Aprovechar la luz.
La fotografía es la creación de imágenes a través de la luz y la forma en que ésta ilumina y refleja los colores en la vista y en los lentes. Busca siempre buenas fuentes de luz y determina si puedes usarlas para tu provecho.

Phil Langer’s Photography.
Créditos: Phil Langer