Salud

12 hábitos que están dañando tus riñones

La salud de nuestros riñones son muy importantes para todo nuestro cuerpo en general. Son los que se encargan de filtrar nuestra sangre, absorber minerales, producir hormonas y la orina, eliminan las toxinas, y neutralizan los ácidos. Ya que son unos de los órganos más importantes en tu cuerpo, nuestros riñones merecen mucho cuidado.

riñones

¿Sabías que tus riñones son capaces de hacer su trabajo con tan sólo el 20% de su capacidad? Es por eso que a menudo puede pasar desapercibido si están dañados, incluso por años. A las enfermedades del riñón se le suelen conocer como “enfermedades silenciosas” y por esta razón, es muy importante que los cuides, y regularmente hacer chequeos de los mismos sobre todo si piensas que hay razones suficientes para hacerlo.

12 hábitos que están dañando tus riñones

Por si no sabías, existen hábitos que tenemos arraigados y pueden estarnos afectando nuestros riñones. Suelen ser hábitos diarios que no cobran factura inmediatamente, pero al mediano o largo plazo, y dependiendo de tu predisposición para enfermarte, pueden causar serios problemas a tus riñones.

1. Deficiencias de vitaminas y minerales

Existen una gran variedad de formas en las que puedes estar expresando que eres deficiente en vitaminas. Algunas deficiencias pueden aumentar el riesgo de que se formen cálculos renales o que contraigas insuficiencia renal, por ejemplo, la vitamina B6 y magnesio, son vitaminas y minerales esenciales que si las tienes en cantidades equilibradas, pueden reducir el riesgo de cálculos renales. Llevar una dieta limpia de alimentos integrales, verduras y frutas frescas, es importante para garantizar un buen funcionamiento renal y una buena salud en general.

2. Café

No sólo la sal es capaz de aumentar la presión arterial, la cafeína también puede hacerlo, pero además de eso, es capaz de poner tensión extra en tus riñones. Presta mucha atención si eres un consumidor leal de café, sobre todo con cafeína, porque eso puede afectar a tus riñones con el tiempo.

No dejes de leer:
Técnicas para dormir mejor esta noche

3. No bebes suficiente agua

Debes recordar que la función esencial de nuestros riñones es filtrar la sangre y eliminar las toxinas y materiales de desecho. Beber agua es una de las acciones más importantes que le puedes dar a tu cuerpo para llevar a cabo estos fines. Si no bebes la cantidad de agua recomendada diariamente para tu cuerpo, las toxinas y materiales de desecho comenzarán a acumularse en tu sistema y causarte graves daños a tu cuerpo.

4. Consumes mucha sal

Nuestro organismo está compuesto también de sodio, por lo tanto lo necesita, pero en cantidades razonables y equilibradas para que funciones bien. Cuando consumes demasiada sal, eso puede aumentar tu presión arterial y estresar tus riñones. Sigue esta simple regla general, no más de 5 gramos de sal deben consumirse diariamente y consumes sal del Himalaya o sal marina, mejor, puesto que son sales que no han sido procesadas.

5. Consumo de alcohol

Disfrutar de un buen vino tinto o de una fría y deliciosa cerveza de vez en cuando no es tampoco tan malo, incluso es su justa proporción y tu cuerpo es sano, resulta beneficioso para el organismo desde que estas dos bebidas tienen sus beneficios. El problema surge, cuando algunos no se detienen en el momento que se debe hacer y siguen su consumo de una manera desproporcionada. El alcohol desafortunadamente es “legalmente tóxico” y cada vez que lo consumes, estás poniendo muchísima tensión sobre el hígado y los riñones. Te invitamos a leer: Los efectos que produce el alcohol en el hígado.

6. Comes mucha carne

Comer mucha carne roja, hace que tus riñones aumenten la carga metabólica. Entre más proteínas de este tipo tengas en tu dieta, eso significará que tus riñones tendrán que estar trabajando más y esto puede conducir a una disfunción o daño a tus riñones con el tiempo.

No dejes de leer:
5 formas de usar el ajo para tratar la hipertensión

7. Duermes poco

Es muy importante conseguir diariamente una buena noche de descanso. No dormir bien, está relacionado a muchas enfermedades, incluyendo las renales. Durante la noche todos los tejidos deben ser reparados, por eso la frase “sueño reparador”, porque en realidad, se están arreglando muchas cosas dentro de nuestro organismo, incluyendo los tejidos de los riñones. Te invitamos a leer nuestro excelente artículo: 12 plantas para habitación para ayudar a dormir.

8. Aguantarse las ganas de orinar

Existen variadas razones del porqué muchos se aguantan las ganas de ir al baño a orinar, ya sea porque están muy ocupados o quieren evitar ciertos baños. Retener la orina muy seguido aumenta la presión de la misma y puede provocar insuficiencia renal, cálculos renales, e incontinencia. Así que, nunca dejes de ir al baño a orinar cuando tu cuerpo lo está pidiendo.

9. Abuso de analgésicos

Muchas personas toman demasiados analgésicos para incluso pequeños dolores y molestias, habiendo tantos analgésicos naturales y seguros totalmente naturales. Abusar de los analgésicos puede provocar severos daños al hígado y los riñones.

10. Deja el hábito del azúcar

Estudios han comprobado que aquellos que consumen 2 o más bebidas azucaradas diariamente, sus probabilidades de tener más proteínas en su orina, crecen. Los riñones están enviando esa señal cuando no están haciendo su trabajo adecuadamente. Para ver todos los beneficios que te puede traer el dejar el hábito del azúcar, te invitamos a leer nuestro artículo: Lo que pasa con tu cuerpo cuando dejas de comer azúcar.

Para evitar problemas en los riñones y estar más sanos, procura comer una gran cantidad de alimentos frescos, enteros y orgánicos. Si sigues estas recomendaciones y cambias tus hábitos, tus riñones no estarán bajo constante tensión y no sólo ellos, todo tu cuerpo te lo agradecerá.

Investigación y redacción de Vida Lúcida
Imagen de shutterstock