Consejos Salud

3 Razones por las que no deberías usar tu teléfono en el baño

Es muy cierto que en la actualidad el uso del celular se ha hecho mucho más frecuente y a todos nos gusta llevarnos nuestro teléfono a todas partes, a la escuela, el trabajo, a fiestas, cuando vamos de paseo entre otras tanta actividades, por no decir todas. Pero si eres adicto al teléfono puede que te lo lleves incluso cuando vas al baño, a pesar de esta adicción telefónica, es de suma importancia saber que no es bueno llevarnos el celular a todos lados. Te diremos algunas razones por las que no deberías usar tu teléfono en el baño.

Mujer usando su telefono en el baño

La tecnología es algo muy ventajoso que muchos utilizamos sobre todo los jóvenes de hoy día, pues sirve para divertirse y para hablar con personas a las que no ven con frecuencia, para estudiar o investigar, para escuchar música o ver películas y para ciento de cosas más.

Muchos creen que la tecnología es vital, que es algo sin lo que no pudieran vivir y que resulta muy novedoso en todos los sentidos. En estos últimos años los celulares se han manifestado de tal manera que hoy prácticamente todos lo poseen desde adultos y adolescentes, hasta  niños de 8 o 10 años. La gente ha empezado a comunicarse de una mejor manera, gracias a ella se han acortado distancias, tanto ha sido la ventaja que se pueden comunicar una persona con otra desde cualquier parte del mundo. Se ha vuelto imprescindible  para relacionarse, para el trabajo y para compartir.

Razones por las que no deberías usar tu teléfono en el baño

Aunque es cierto que se ha vuelto una necesidad para cada uno, como todo, debe tener su límite. Te diremos las razones por las que no debes usar el teléfono cuando vas al baño.

No dejes de leer:
Mezclas caseras para las uñas quebradizas

1. Se puede caer en el sanitario

¿Sabías que esto es algo que sucede muy comúnmente? Mucho más de lo que te pudieras imaginar, si llegara a ocurrir ya sabes lo que puede pasar, tendrías que despedirte de toda la música, los juegos, las fotos, los números de teléfonos de familiares y amigos y eso sería muy lamentable. Si bien algunos modelos nuevos de celulares pueden resultar más resistentes al agua, no es buena idea exponerse a que se nos caiga dentro del inodoro.

teléfono móvil que se ha caído al inodoro

2. Podría ensuciarse con tus necesidades

Desde luego no querrás que eso te suceda a ti, sería muy desagradable. Esto sucede con mucha regularidad, sobre todo si no hay un lugar distante donde colocarlo. Piensa en esto, vas al baño, tomas tu celular antes de lavarte las manos y dejas todas las bacterias y virus allí, puede que incluso llegues a pasarte las manos por la boca. Además de esto, dejar el teléfono sobre otras superficies también puede transferir bacterias y virus, por ejemplo dejarlo cerca del rollo de papel o sobre la tapa del inodoro no es nada higiénico, ya que esas zonas están muy contaminadas casi todo el tiempo.

Ponerte a mirar el celular en un baño público te expone aún más al riesgo de un montón de otros gérmenes que flotan alrededor, esta sería una muy mala idea. ¿Sabías que solo la pantalla de tu teléfono puede acumular más bacterias que un baño público? Y aunque esta sea limpiada con un papel o trapo, puede albergar bacterias que duren días acumuladas.

Los teléfonos inteligentes, teclados y tabletas están aún más contaminados que los asientos de inodoros, según un estudio realizado por el organismo de control del Reino Unido

3. Si llamas a alguien o te llaman sabrán que estás ahí

Es muy obvio, pues el eco del baño te delata, no te sorprendas si te dicen ¿estás en el baño? Sin embargo estas no son las únicas razones por las que usar el teléfono móvil en el baño puede ser una mala idea, además de los problemas de salud que puede traer, también puede ocasionar que “la tarea” se vuelva más dificultosa con el riesgo de exponerte a enfermedades como

No dejes de leer:
5 maneras de estimular al bebe en el vientre

Otras razones

  • Te tardarías mucho más: si hay una fila afuera del baño esperando para poder entrar, sería de muy mal gusto extenderte demasiado. Y en realidad no es el momento más idóneo para atender tus asuntos.
  • No podrás relajarte: despeja tu mente, y evita ponerte a jugar o ver noticias o entrar a las redes sociales, esto no te ayudará para nada a relajarte.
  • Puede que lo olvides: si estás en un sitio público y llegara a olvidarse, ten la plena seguridad de que no lo volverías a ver jamás.
  • Perderás la señal: si resulta que el baño está muy escondido, es muy probable que las paredes te quiten la señal, y tendrás un aparato que no te servirá para nada, solo para trasladar bacterias de un lado al otro.

Estas otras razones no son nada en comparación con los problemas de salud que puede ocasionar, y aunque es necesario estar disponibles para todos en todo momento, sé equilibrado, todo tiene su momento y debes tener en cuenta estas razones para no usar tu teléfono en el baño.

Comparte esto: