Psicología Reflexiones

5 razones por las que los niños no deben ser niñeras

Si eres padre de varios hijos, probablemente le hayas pedido a tu hijo mayor que te ayude de vez en cuando. Ya se trate de poner la mesa, cargar el lavavajillas o entretener al bebé de la familia durante unas horas. Cuando llega un segundo hijo, muchas responsabilidades se transmiten a los primeros nacidos muy a menudo de lo que imaginamos, esto incluye, hacerla de niñeras con sus hermanos menores.

niñeras

5 razones por las que los niños no deben ser niñeras

A tu hijo o hija mayor podría parecerle natural la opción de ver por sus hermanos menores cuando necesitas un descanso, pero forzarlos a cuidar a tus hijos no es la mejor idea. Aquí hay cinco razones por las que los niños no deben ser niñeras de sus hermanos menores.

1. La edad y la madurez son importantes

Algunos lugares tienen requisitos de edad mínima para dejar a tu hijo en casa desatendido. En los lugares que no tienen requisitos de edad, la evaluación del nivel de madurez es aún más importante. Incluso si tu hijo tiene la edad suficiente para quedarse solo con los hermanos menores, asegúrate de que estén lo suficientemente maduros y estén lo suficientemente preparados para manejarlo, especialmente si ocurre un accidente.

2. Tu hijo o hija no debe actuar como otro padre

Pedir a tu hija o hijo mayor que ayude en la casa o ayude a sus hermanos menores, es perfectamente normal. Pero hay una línea. Tu hijo no debe estar ayudando tanto que esté actuando como otro padre. Si estás dejando a sus hermanos menores al cuidado de tu mayor varias veces a la semana, podrías estar poniendo demasiada presión sobre él o ella.

No dejes de leer:
Cómo dejar la culpa y empezar a responsabilizarte

3. Demasiada responsabilidad

Existe tal cosa como demasiada responsabilidad. Todos los padres pueden estar de acuerdo en que, es importante enseñarle a su hijo a ser responsable. Pero si constantemente lo obligas a mirar o cuidar a sus hermanos menores, estás haciendo que pierdan algo que es extremadamente importante: ser un niño. Forzar a tu hijo a ver por sus hermanos de manera regular, puede terminar causando resentimiento, especialmente si están perdiendo un tiempo divertido con amigos debido a ello.

4. Necesitan saber que su opinión importa

Si tu hija de 14 años es una cuidadora natural y le encanta cuidar a sus hermanos menores, probablemente no le importe mucho cuando necesites una noche de descanso. Sin embargo, obligarla a cuidar niños puede causar varios problemas. Tu hijo o hija debe saber que su opinión es importante. Pregúntale cómo se siente cuidando a sus hermanos menores. Pregúntale si se siente preparada o preparado para manejar cualquier situación que pueda ocurrir. Dales una opción en el asunto en lugar de forzar la responsabilidad sobre ellos.

5. Es en última instancia tu responsabilidad

Es importante recordar que tus hijos mayores no tienen la culpa de por qué decidieron sus padres tener más hijos. Los hermanos mayores pueden ayudar, y deberían, pero en última instancia, la responsabilidad recae en ustedes como padres. Tus hijos mayores no son responsables de ninguna manera por tus hijos más pequeños. No olvides que los hermanos mayores todavía necesitan amor y atención, incluso después de que el bebé de la familia viene. Tus hijos sólo tienen poco tiempo para ser niños. Asegúrate de que les estás permitiendo disfrutar de su infancia.

No dejes de leer:
Cómo llegar al éxito aprendiendo de los errores