Psicología Relaciones de pareja

5 signos que indican que compites con tu pareja

compites con tu pareja

El concepto de competir con nuestra pareja puede chocarnos de entrada, pero es curiosamente uno de los comportamientos que más acusamos cuando llevamos un tiempo en nuestra relación.

Cómo saber si competimos con nuestra pareja

Competimos con nuestra pareja cuando tratamos siempre de quedar por encima de ella. Es un claro indicador tanto de la necesidad que tenemos de que se valoren nuestros logros como de menospreciar los conseguidos por ella. No es difícil imaginar la cantidad de problemas que pueden surgir cuando nuestra particular cruzada comienza a hacerse evidente.

Hay muchas formas de competir en una relación, siendo estos los cinco signos más habituales:

1-Adelantarnos a lo que va a decir siempre

Sutil a la par que incómodo, nos encargamos de decir siempre lo que creemos que va a comentar nuestra pareja. No importa el tema del que esté hablando, incluso si es una simple opinión, sabemos lo que está pensando porque nosotros ya lo habíamos pensado de antemano. Solo tenemos que fijarnos en las relaciones con nuestros amigos, donde esta extraña competición por demostrar que sabemos todo lo que nos está diciendo se vuelve más patente todavía.

2-Extendernos en explicaciones obvias

Otra señal de las que puede molestar mucho. Atribuimos a nuestra pareja una ignorancia supina en todos los temas que tratamos. No importa que ella ya lo sepa, se lo vamos a explicar como si fuese un niño de cinco años con tal de mostrarle que nosotros sabemos de lo que hablamos.

Un comportamiento peligroso que puede llegar a provocar que nos perciban de forma distinta a como nos veían al principio. Necesitaremos dosis de autoconciencia junto a una confianza innata en que estamos ante una persona capaz de sorprendernos en cuestiones en las que creemos ser expertos.

3-Preparar nosotros los planes sin consultarle

Se acabó hablar en pareja lo que haremos estas vacaciones o a dónde iremos el fin de semana. Nos comportamos así cuando queremos demostrar que somos capaces de llevar la relación por nuestra cuenta, haciendo que todo vaya bien gracias al esfuerzo que le ponemos.

Este signo, a diferencia de los demás, puede ser culpa también de una mala comunicación en la pareja donde las inseguridades de ambos ‘obligan’ a que uno tenga que tomar la iniciativa siempre.

4-Remarcar nuestros logros y minimizar los fracasos

Muy relacionado con la autoestima, cuando tratamos de exagerar nuestros logros y de restar importancia a nuestros fracasos mostraremos lo inferiores que nos vemos ante nuestra pareja.

Es uno de los principales comportamientos que se dan en relaciones con una abultada diferencia en cuestiones laborales/escolares, donde fácilmente uno de los dos sea claramente superior al otro en ese ámbito. Rápidamente esa idea se extiende a otras áreas de nuestra vida, entrando en una competición con tal de no ser tan deplorable a su lado.

5-Criticar todo lo que hace nuestra pareja

El último es el que a su vez produce mayores conflictos en la pareja. Al ser incapaces de lograr nada reseñable decidimos criticar cualquier cosa que haga nuestra pareja con tal de estar nosotros por encima. Si la relación va mal es culpa de ella, a la vez que si seguimos juntos es porque nosotros nos esforzamos. Un comportamiento que hará que la relación se destruya rápidamente, incapaces de darnos cuenta de nuestros propios errores.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida