Bebidas nutritivas Desintoxicación Salud

6 bebidas naturales para depurar la sangre

Existen una serie de problemas de salud que pueden ocasionar que acumulemos toxinas en la sangre, dando por resultado la aparición de problemas de salud tales como la ralentización del sistema inmune, el aumento de la presión arterial, entre muchos otros trastornos. Por lo tanto es vital conocer cuales pueden ser los métodos naturales para depurar la sangre con estas bebidas deliciosas.

bebidas para depurar la sangre

El organismo crea toxinas de manera natural que con el paso de los años se acumulan en el cuerpo y llegan a poner en peligro nuestra salud. Para ayudarnos a mejorar la depuración de la sangre en la entrada de hoy te proponemos 6 magnificas bebidas naturales cuya eficacia está más que probada.

Bebidas naturales para depurar la sangre

Las siguientes bebidas pueden resultar de lo más efectivas para depurar la sangre y ayudar al cuerpo a eliminar las perjudiciales toxinas que lo contaminan. Además estas bebidas pueden ayudarte a dejar todo el organismo en óptimas condiciones.

1. La bardana para mejorar la circulación

La bardana es uno de los mejores remedios que existen para depurar la sangre y el sistema linfático. Podrás encontrarla en forma de infusión en cualquier herbolario de tu zona y en general sus propiedades van a beneficiar la mejor circulación de la sangre, con lo que evitaremos además retener líquidos y la hinchazón. Para su administración lo más recomendado es que tomes un par de tazas de té de bardana al día. Su elaboración es muy sencilla, tan solo tenemos que echar un cucharadita de esta hierba en 200 mililitros de agua y dejar que hierva.

No dejes de leer:
Métodos efectivos para superar la ansiedad

2. El Sauco para depurar nuestro cuerpo

El sauco es uno de los laxantes naturales por excelencia. Sus propiedades depurativas y antisépticas tampoco pasan desapercibidas. Reduce la inflamación y tiene una doble acción astringente y bactericida, por lo que su consumo es muy beneficioso para el hígado y los riñones. Podemos encontrarlo en tiendas de productos naturales y lo ideal es tomar una taza de esta infusión al día después del almuerzo.

3. La ortiga: bebida 100% natural para depurar la sangre

Un remedio natural popularmente conocido en todo el mundo. La ortiga es una planta medicinal muy buena para depurar nuestro organismo y que es capaz de eliminar las sustancias tóxicas del cuerpo rápidamente. Además es diurética, por lo que al igual que el sauco es buena para nuestros riñones. En cuanto a su consumo, una buena taza de infusión de ortigas a media tarde puede ser lo mejor.

4. El diente de león para limpiar la sangre y el cuerpo

La infusión con diente de león también es muy adecuada para tomar después de la comida principal, antes de la merienda. Ayuda a que la sangre circule mejor, elimina las toxinas y limpia nuestro organismo. Para su elaboración solo tienes que echar unas cuantas de estas flores en un vaso de agua hirviendo y dejar reposar durante 5 minutos antes de bebértelo.

No dejes de leer:
Los beneficios del té verde y sus ventajas

5. El Aloe Vera para fortalecer el organismo

La sábila es una planta que sirve para prevenir y curar una gran cantidad de dolencias. Posee propiedades depurativas, antibacterianas y antifúngicas. Estimula nuestro sistema inmune, lo que nos hace más resistentes a las agresiones del exterior y además es antivírico y desintoxicante. Es, en pocas palabras, un revitalizante para nuestro cuerpo, por lo que consumir té de aloe vera todos los días es un hábito muy saludable. También un jugo de esta planta es muy beneficioso.

6. Bebida de ajo y vino tinto para depurar la sangre

Esta bebida nos ayuda a activar el metabolismo y por tanto a reducir la grasa del cuerpo. También sirve para la correcta eliminación del exceso de sal del organismo por lo que su aportación a la hora de depurar la sangre está asegurada Ver más información sobre los beneficios del ajo y el vino tinto para tratar otras dolencias.

¿Cómo preparar esta bebida?

Vamos a necesitar 12 dientes de ajo y medio litro de vino tinto. Cortamos los ajos en trocitos y los metemos en un bote de cristal junto al vino, cerramos y lo dejamos en algún lugar con luz directa, como una ventana, durante 15 días. Pasado este tiempo se filtra y ya está listo para su consumo. Se deben tomar tres cucharadas al día durante un mes para empezar a notar sus efectos.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida