Cáncer Salud

6 signos de leucemia que toda mujer debe saber

La mayoría de las nuevas células sanguíneas que tu cuerpo produce, provienen de tu médula ósea, una sustancia grasa que se encuentra en grandes cantidades en los bulbosos extremos abultados de los huesos. Para aquellos que sufren de leucemia, una de estas nuevas células sanguíneas muta y se convierte en cancerosas. Luego comienza a clonar -o hacer copias de sí misma- y así es como progresa la enfermedad.

leucemia

“Para los adultos, la edad típica (para la aparición de la leucemia) es de 50 a 70”, dice Martha Wadleigh, MD, directora clínica del Programa de Leucemia de Adultos en el Instituto de Cáncer Dana-Farber.

Hay varios “subtipos” de leucemia, que se definen por el tipo de células de la sangre que mutan, y también por lo temprano en el proceso de producción celular que tiene lugar la mutación, explica Meredith Barnhart, MS, una especialista en información con el Centro de Recursos de Información de la Sociedad de Leucemia y Linfoma.

Barnhart y Wadleigh aclaran que, cuando se trata de leucemia, no hay signo o síntoma. “Los síntomas dependen del subtipo”, dice Barnhart. Sin embargo, hay algunos síntomas que se superponen y tienden a aparecer entre los que sufren de los tipos más comunes de leucemia de adultos. Esto es lo que se debe tener en cuenta:

Piel pálida

“Cuando se desarrolla la leucemia, las nuevas células (de sangre) que son dañadas por el cáncer, pueden superar la médula ósea y, por lo tanto, dificultan que las células sanas crezcan”, explica Barnhart. “Debido a que se tiene menos células sanas, se puede desarrollar anemia, que puede llevar a que se produzca una piel pálida.” La anemia también podría causar que las manos se sientan frías todo el tiempo, dicen los expertos.

No dejes de leer:
8 Peligros de la sodas de dieta

Fatiga

Como es el caso de muchas otras enfermedades, la fatiga es un síntoma común de leucemia, dice Wadleigh. Si te sientes fatigado todo el tiempo, y especialmente, si tu falta de energía ha sufrido un cambio notable de cómo solías sentir, infórmale a tu médico. La anemia también puede ser la culpa de tu fatiga.

Infecciones o fiebres

Tus glóbulos rojos son un componente importante de tu sistema inmunológico. Si no son saludables, como es el caso de las personas con leucemia, puedes esperar a enfermar más frecuentemente, dice Wadleigh. “Las infecciones o las fiebres son uno de los síntomas más comunes que vemos”, añade.

Dificultad para respirar

Junto con el sentimiento perdido de energía, la falta de aire es algo para vigilar, dice Barnhart. Especialmente durante la actividad física, si notas que estás sin aliento y que la falta de aire parece un cambio notable de a lo que estás acostumbrado, deberás informarle a tu médico.

Cicatrización lenta

Si tus cortes y raspaduras tardan una eternidad en sanar, o sientes que tienes moretones fácilmente, esos síntomas podrían indicar los tipos de cambios celulares asociados con la leucemia, dice Barnhart. Pequeños puntos rojos en tu piel -una condición conocida como petequias– también podría ser el resultado de leucemia, añade. La petequia, por lo general aparece en las extremidades inferiores.

No dejes de leer:
15 Síntomas comunes de cáncer que no debes ignorar

leucemia sangre

Otros síntomas de leucemia

Sudores y dolores en articulaciones. Aunque no es tan común como los cinco síntomas mencionados anteriormente, los sudores nocturnos y las articulaciones dolorosas o doloridas, también están relacionadas con la leucemia, según Barnhart.

Pérdida de peso. “La pérdida de peso puede o no ser un síntoma, dependiendo del subtipo”, añade Wadleigh. También menciona hemorragias nasales, ganglios linfáticos hinchados o agrandados y fiebre o escalofríos como posibles síntomas.

Cómo funciona el diagnóstico

Si basado en tus síntomas, tu médico sospecha leucemia, él o ella pedirá análisis de sangre para verificar tus recuentos de glóbulos blancos y rojos, así como tus plaquetas, explica Barnhart. “Si los resultados plantean preocupaciones, sería referido a un hematólogo, un médico especializado en trastornos de la sangre o cánceres”, dice. “Más pruebas especializadas pueden proporcionar un diagnóstico claro”.

Si aún no estás seguro de que lo que sientes deba ameritar una visita médica, la Sociedad de Leucemia y Linfoma tiene excelentes recursos.

Comparte esto: