permacultura Sustentabilidad

Cómo crecer un árbol de limón desde la semilla

Siendo grandes en beneficios, los cítricos se convierten en un alimento imprecindible, tal es el caso del limón, que es unas de las frutas que debes consumir a diario por los beneficios para la salud que ofrece. Los cítricos están llenos de vitaminas, potasio, calcio, fósforo, magnesio y muchos nutrientes más, ofrecen una enorme lista de beneficios que pueden complementar el resto de nuestra dieta. Crecer un árbol de limón en nuestro hogar, es una excelente idea, ya que, tener a nuestra mano este fruto, nos da la oportunidad de gozar de sus bondades diariamente.

Crecer un árbol de limón

Ciertas frutas cítricas son más fáciles de cultivar que otras, y por suerte, dos de los mejores, se pueden hacer crecer justo en tu patio. Por ejemplo puedes crecer un árbol de limón desde la semilla, que al cultivarlo por tu propia cuenta, podrás degustar la diferencia de frescura y calidad, y mantener tu cuerpo libre de cualquier contaminación química asociada con crecimiento no orgánico.

Crecer un árbol de limón Plántula de limón

Y mientras que el enraizamiento de esquejes es una opción razonable para la fruta rápida, los esquejes de árboles de limón no están fácilmente disponibles en muchas partes del mundo. Pero los limones son otra historia. Y aunque puede tomar de 3-6 años para que tu árbol sea capaz de producir la fruta, hay algo gratificante adicional acerca de cómo iniciar a partir de semillas.

Crecer un árbol de limón desde la semilla

Considera tener un árbol de limón en tu casa. Crecer un árbol de limón desde la semilla, se vuelve una tarea hasta terapeútica, y verlo crecer día con día, es una experiencia maravillosa. Además, como mencionamos antes, los limones, por ser un súper alimento, nunca debe faltar en la cocina. Qué mejor si los mismos provienen de tu propia cosecha en casa.

He aquí una guía paso a paso para crecer tu propio árbol de limón a partir de semillas.

1 . Necesitas un limón orgánico para tomar sus semillas

Asegúrate de comprar un limón orgánico ya que algunas semillas de limón no orgánicos pueden ser incapaces de germinar. Cualquier limón orgánico lo va a hacer, pero si tienes restricciones de clima o de espacio, es posible que desees  buscar una variedad específica llamada limón “Meyer”. Los limones Meyer son un tipo más pequeño de limón, a menudo crecido con fines ornamentales, por lo que son más adecuados para macetas interiores. Pero se puede usar cualquier semilla que se adecúe a tu situación.

2 . Tierra para macetas

Cualquier tierra para macetas lo puede hacer, pero se sugiere usar una con una mezcla de turba, perlita, vermiculita y fertilizante orgánico.

No dejes de leer:
Torre de Bambú crea 25 galones de agua bebible por día

3 . Contenedor / maceta

Un recipiente ( con orificios para drenaje ) que sea de 5-6 pulgadas de profundidad y unas cuantas pulgadas de diámetro será suficiente para la germinación, sin embargo,  la planta de semillero necesitará ser re-plantada en un recipiente mucho más grande. Limoneros maduros prefieren un contenedor que sea más ancho en lugar de más profundo, por lo que se sugierr que siembres tu planta de semillero en una maceta que sea de 10 a 16 pulgadas de profundidad y de 12 a 18 pulgadas de diámetro. Tu árbol bebé estará feliz de hacerse en casa en este recipiente más grande en los próximos años, momento en el que es posible que desees actualizar de nuevo.

4 .  Luz en crecimiento o un mucho sol

Los limoneros necesitan mucha luz, especialmente cuando están brotando y requieren 10-14 horas de cada día. Si  no tienes una ventana por lo general soleada, consigue una luz de crecimiento. No cuestan mucho y demostrarán su valía en el follaje verde saludable.

Método para la germinación de la semilla de limón:

1 . Pre- humedecer la tierra de la maceta

Poner un poco de tierra en un balde y mezclar en un poco de agua hasta que la tierra esté toda humedecida.

2 . Llena el recipiente con el suelo pre – humedecido

Deja cerca de una pulgada de espacio por debajo del borde de tu contenedor.

3 . Parte tu limón y elige una semilla que se vea completamente llena de vida

Ponla en tu boca y chúpala hasta que se quite toda la carne y el sabor del limón se haya ido. No permitas que la semilla se seque en cualquier momento. Tiene que permanecer húmeda para germinar. Se sugiere mantener en la boca hasta que esté lista para plantar.

4 . Planta tu semilla

Mientras que está húmeda, planta tu semilla cerca de 1/ 2 ” por debajo del nivel superior del suelo. Cubre completamente con la tierra y agrega agua muy bien con una botella con atomizador o riega suavemente.

5 . Cubre el recipiente con plástico transpirable para mantener tus semillas cálidas y húmedas

Utiliza un trozo de bolsa de basura clara con agujeros y una banda elástica para sujetar firmemente en su lugar.

6 . Coloca el recipiente en un lugar cálido y observa durante los próximos días

Ten en cuenta: su semilla necesita calor y humedad para germinar. No permitas que la tierra de la maceta se seque por completo. También tomar la precaución de que no se cocine la germinación en tu pequeño invernadero. El exceso de calor y la humedad pueden provocar que la semilla se pudra. Está apuntando para lograr un buen equilibrio, así que si sientes que el suelo es lo suficientemente caliente sin el plástico, entonces es probablemente más seguro eliminarlo.

No dejes de leer:
Guía para crecer Espárragos

7 . En unas dos semanas es posible que observes un brote que surge de la tierra

Una vez que aparece, retira el plástico ( si todavía está puesto) y colocar el pequeño individuo en un lugar cálido, mucha luz solar directa. Suplementa el sol con la luz de crecimiento, si es necesario.

Crecer un árbol de limón planta

8 . Cuida a tu nuevo bebé y verlo crecer, proporciónale:

Agua

Asegúrate de que el suelo está húmedo en todo momento, especialmente cuando el árbol de limón es joven. No permitas que se asiente en un charco de agua estancada, aunque, los agujeros de drenaje están ahí por una buena razón.

Luz del sol

Colócalo en una ventana soleada cálida donde recibirá ocho horas de luz directa del sol cada día, o complementar un poco de sol con una luz para crecimiento. Coloca tus brotes en una ventana bien iluminada bajo los cálidos rayos de una luz para crecimiento durante 12 horas cada día.

Alimentos

Con el fin de mantener tu árbol de limón saludable y en crecimiento, el suelo con el tiempo tendrá que ser repuesto con nutrientes. Se sugiere alimentarlo con un abono orgánico, como el compost o humus de lombriz, una vez que se ha desarrollado un pequeño conjunto de hojas. Cavar un poco una zanja alrededor de la base del árbol, llenarlo con abono y  agua bien. O bien, dále un té de compost. Trata de alimentar dos veces al año o cuando sea necesario, pero no sobrealimentar. Cuando se trata de la fertilización, menos es mejor, así que en caso de duda, ponerlo fuera por más tiempo. ( Otra opción es comenzar tu semilla en tierra para macetas con humus de lombriz o humus de lombriz mezclado en ella).

Crecer una planta de limón en maceta

Amor

Dedica algún tiempo a tu nuevo amigo cítrico. Presta atención a su crecimiento. Siéntelo, habla con él, cántale, pero no trates de bailar con ella. Adquiere el hábito de buscar las hojas cafés y el control de la parte inferior con hojas por las plagas. Al igual que nosotros, nuestras plantas pueden ser víctimas de insectos y enfermedades y algunas veces pueden requerir un poco de amor y afecto extra.

Una investigación y redacción de Vida Lúcida