Cocina Recetas recetas veganas Uncategorized Veganos

Cómo hacer queso a partir de leche vegetal

Cada día miles de personas de todo el mundo descubren que sus cuerpos son intolerantes a la lactosa. Esto tiene como resultado evitar a toda costa el consumo de quesos, y leches animales. Por ello se está volviendo cada vez más común el uso de leches vegetales. Lo cierto es que podemos disfrutar de un rico queso vegetal sin necesidad de utilizar leche animal. En este artículo te mostraremos cómo hacerlo.

Leche de soja para hacer queso

¿Cómo obtener leche vegetal?

Las leches vegetales se obtienen a partir de diversos frutos secos y semillas. Se procesan con agua para liberar su contenido lechoso, dando como resultado un extracto de lo que se conoce como leche vegetal. Algunas de las más utilizadas son las de almendras, soja, anacardos, nueces, avena y arroz. Veamos a continuación, cómo puedes elaborar queso vegetal o también conocido como  queso vegano sin lactosa de manera fácil y nutritiva.

¿Por qué usar la leche de soja?

La leche de soja es una de las leches vegetales más utilizadas por su alta cantidad de vitaminas y compuestos orgánicos beneficiosos para el cuerpo humano. Algunos estudios sobre las propiedades de la leche de soja indican que sirve para las personas que sufren de alergias, incluso los bebés.

El cuerpo humano la digiere de manera rápida y segura, gracias a que no necesita de ninguna enzima para ser procesada. Sirve para la diabetes y para regular el colesterol alto, entre muchas otras cosas. Por ello tu queso vegano quedará fenomenal y muy nutritivo, incluso puedes elaborar una rica pizza de queso vegano. 

Queso vegano de soja

Esta receta de queso vegano es muy versátil. Se puede utilizar tanto en postres como en pasteles de queso, y en muchas otros platos. Se podría decir que su sabor es mejor que el del tofu y otros productos similares, y lo mejor de todo: es muy fácil de hacer y es libre de lactosa.

No dejes de leer:
12 maneras que los alimentos fermentados sanan tu cuerpo y mente

ueso a base de leches vegetales

Ingredientes:

Para hacer un aproximado de 250 g de queso vegetal, necesitarás:

  • 1 litro de leche de soja sin azúcar. Por ejemplo, puedes conseguirla en una tienda naturista o elaborar tu propia leche de soja en casa utilizando granos de soja secos.
  • 2 limones grandes
  • 1/2 taza de agua hervida o mineral
  • Sal al gusto
  • 1 Gasa
  • 1 Criba grande (prensa para queso)
  • 1 Cuenco o cuba grande
  • 1 Cacerola con una tapa
  • 1 Cuchara grande
  • 1 Licuadora

Si deseas que tu queso tenga un rico sabor y olor aromatizado, puedes hacerlo con estos ingredientes adicionales, o simplemente puedes obviar esta parte.

  • 2 dientes de ajo (machacados)
  • Aceitunas verdes o negras (según el gusto y bien picadas)
  • Trozos de pimentón o las verduras que más te gusten picadas en trozos pequeños

Procedimiento

Desglosaremos el procedimiento en tres partes, para que se te haga más fácil la elaboración.

1. Primer procedimiento

Una vez estén sobre la mesa todos los ingredientes, utensilios y el caldero listo para hervir, procederemos. Necesitas cubrir la criba con la gaza y colocarla en la parte superior del cuenco o taza grande, de manera que quede alineada una con la otra. Esto te permitirá no derramar el líquido sobrante del prensado. Ahora calienta la leche en la sartén. Cuando empiece a burbujear, apaga el fuego. Exprime los limones en la 1/2 taza de agua caliente, y le viertes la mitad en la leche caliente del sartén. Incorpora con cuidado, cierra la tapa (el calor es lo que iniciará el proceso de solidificación), ahora espera 5 minutos.

2. Segundo procedimiento

Del agua que quedó, saca la mitad y añádela a la preparación. Incorpora suavemente (debes comenzar a ver la solidificación de la leche), cierre la tapa y espera otros 5 minutos. Por último, agrega el resto del agua a la sartén. Incorpora con cuidado y cierra la tapa, ahora espera unos 15 minutos. El agua irá tornándose amarillenta y la leche se habrá solidificado en pequeños grupos, por lo que puede decirse que ya tienes queso de soja.

No dejes de leer:
Deliciosa receta "a puro Magnesio", para ayudar a combatir la migraña

3. Tercer procedimiento

Ahora ya está todo listo para pasar a la criba con la gasa. Vierte la mezcla, permitiendo que los líquidos se drenen en el cuenco. También puedes envolver con la gasa y apretar suavemente el queso para drenarlo.

Si aprietas, la mayor parte del líquido fuera de tu queso se volverá duro, que es bueno para un ricotta con textura. Para obtener un queso de pasta blanda, lo mejor es no drenar toda el agua y con la ayuda de una licuadora batirlo para que agarre volumen y una consistencia cremosa o hasta que alcance la textura deseada.

Elaboración de otros quesos vegetales

queso vegetal

Esta es la teoría para casi todos los quesos vegetales. Así que con ella puedes elaborar queso de leche de almendras, avena, arroz, anacardos, entre otros. Siempre habrá variantes, y se deberá a las grasas que contenga cada leche. Puedes agregarles grasa a tus leches para hacer un queso más fuerte y estable.

Queso saborizado vegetal

Si deseas incluirle a tu queso un sabor natural, te mostramos como hacerlo. Para la siguiente receta trabajaremos con la textura del queso de pasta blanda. Así, mientras que el queso se encuentra en la licuadora, se irá añadiendo el ajo, las aceitunas, los trozos de pimentón o los verdes de tu preferencia, junto con un poco de sal al gusto.

Ahora puedes disfrutar tu queso, y utilizarlo para untar, rellenar unas crepes, lasañas o como complemento para otros platos de pasta.

Dependiendo de la temporada del año, puedes hacer uso de las diferentes leches vegetales disponibles. Sustituir la lactosa es la mejor idea alimenticia que puedes emprender, tu cuerpo te lo agradecerá. Esperamos que puedas elaborar un rico queso de leche de soja u otra leche con estas recetas fáciles y prácticas de realizar desde la comodidad de tu hogar.

Comparte esto: