Belleza Cabello Mascarillas

Cómo hacer una mascarilla desintoxicante para el pelo y cuero cabelludo

¿Sabías que el pelo y cuero cabelludo también necesitan desintoxicarse? Si notas que tu cabello ha perdido el aspecto saludable, crece más lento y nada parece hacerlo lucir sano. Si notas incluso que, aún después de lavarlo junto con el cuero cabelludo no ofrece un olor agradable y/o que junta grasa inmediatamente, quizás es tiempo de desintoxicarlo.

Bentonita mezcla

Y la buena noticia es que existen mascarillas desintoxicantes para el pelo y cuero cabelludo que pueden ayudarte eficazmente en este problema. El uso excesivo de productos químicos con los que champús comerciales están hechos, desequilibra el pH natural del pelo y cuero cabelludo, haciendo que se formen más bacterias en vez de reducirlas al lavarlo, ya que el ambiente está propicio para ello.

Antes de aplicar la mascarilla desintoxicante

Antes de poner manos a la obra, antes de buscar algún producto para desintoxicar el pelo y cuero cabelludo, es recomendable que visites a tu estilista para darle un despunte a tu pelo. Idealmente, el pelo debe ser recortado cada cuatro a seis semanas.

Después de que la desintoxicación de tu pelo esté completa, es necesario que te comprometan a cortarte el cabello con la frecuencia necesaria para mantenerlo sano para que no amenaze tu nuevo look natural que estás dándole a tu pelo.

Una vez que le has dado una despuntada al cabello, el siguiente paso es desintoxicar el pelo. Para ello necesitarás los siguientes ingredientes que una vez reunidos todos podrás hacer una mascarilla desintoxicante para el pelo y cuero cabelludo.

No dejes de leer:
Beneficios del aceite de lino para la piel

Cómo hacer una mascarilla desintoxicante para el pelo y cuero cabelludo

Ingredientes:

1/2 taza de arcilla de bentonita en polvo
1/2 taza de gel de aloe vera
1/4 de Vinagre de sidra manzana puro
1 taza adicional de vinagre de sidra de manzana

detoxhairmask

Instrucciones:

Mezcla la arcilla de bentonita, el aloe vera y 1/4 taza de vinagre de manzana juntos y cubre tu cabello completamente de raíz a puntas con la arcilla. Pónte un gorro de ducha y dejar reposar durante 20-30 minutos. No dejes que la mezcla se seque.

Enjuagua con 1 taza de vinagre y deja reposar durante 1-3 minutos, luego lava con tu champú habitual o si quieres seguir con esta rutina de lavado natural, te recomendamos que laves tu cabello con champús a base de hierbas para darle más brillo, color y vitalidad a tu cabello.

Uso de aceites esenciales después de aplicar la mascarilla desintoxicante para el pelo

También los aceites esenciales son útiles en la sustitución de la mayoría de los productos convencionales. Después de acondicionar el cabello con vinagre de sidra de manzana, puedes notar el olor persistente en su pelo mojado.

En general, el olor se disipará en un mes mientras el proceso de desintoxicación continúa. Hasta entonces, puedes utilizar aceites esenciales como lavanda, jazmín, menta, o cualquiera de tus aromas favoritos.

No dejes de leer:
Shikakai: Alternativa para lavar el cabello sin champú

Manera de aplicar los aceites esenciales

Antes de ir a la ducha, puedes mezclar los aceites esenciales directamente en la mezcla de vinagre de sidra de manzana y enjuagar.
También, al salir de la ducha, puedes aplicar unas gotas de tu aceite esencial favorito en todo el cabello. Usa un peine de dientes anchos para distribuir los aceites de manera uniforme a través de tu cabello. Hay una serie de aceites que se pueden utilizar.

El aceite de Argan se ha utilizado durante siglos y está hecho del árbol de argán en los desiertos de Marruecos. También está el aceite de germen de trigo o aceite de coco. Lo bueno de estos tres aceites, no es sólo que condicionan el cabello, sino que también protegen contra los extremos de la ruptura. Como resultado, el cabello se fortalece y promueve el crecimiento del cabello.

No olvides cuidar tu alimentación; una alimentación sana contribuye a un cuerpo menos tóxico y menos formación de bacteria no amigable y por lo tanto, libre de olor desagradable.

Investigación y redacción Vida Lúcida