Alimentación Autosuficiencia Hogar

Cómo preservar limones

Preservar limones es la cosa más sencilla para hacer. Sólo necesitas 2 ingredientes y tendrás limones en kilos para todo el año. Puedes también hacerlo con muchos alimentos más. Sólo sigue las siguientes instrucciones.

 preservar limones

Hoy en día, preservar alimentos es una tarea necesaria. Las limitantes en que nos topamos, tales como, escasez de alimentos, estados de contingencia y otros más, nos empujan a empezar a realizar un arte milenario que se perdió cuando el sistema nos empezó a proveer de alimentos en el supermercado. Pero no siempre hay que seguir esos lineamientos, sobre todo, si queremos siempre tener en nuestro almacén, alimentos en abundancia. Las frutas y verduras se pueden preservar y hacer durar durante todo el año. Existen varias metodologías para ello, así, puedes preservar aguacates, tomates, pepinos, naranjas, ajíes, y casi todo lo que quieras.

La siguiente es una forma de preservar limones. Es una forma sencilla y barata utilizando sal marina. Usar esta técnica, significa que las moléculas de la sal al mezclarse con las moléculas del alimento, cambia su composición química, y lo hace más propenso a no echarse a perder. No olvides conseguir frascos de vidrio con tapa hermética, puede ser del tamaño que mejor te convenga y según la cantidad de producto a almacenar.

Cómo preservar limones

Ingredientes

No dejes de leer:
Lo que no sabías sobre las alergias
  • 8-10 limones grandes desinfectados
  • 1/2 taza de Sal marina, más si es necesario
  • Mucho jugo de limón recién exprimido

Método

preservar limones con sal

  1. Esteriliza un bote de vidrio
  2. Agrega 2 cucharadas de sal al fondo del bote
  3. Corta en cuartos el limón
  4. Sala los limones generosamente
  5. Pon los limones en el bote apretando así se acomodan en el fondo, dejando al jugo permanecer en la parte alta
  6. Sigue poniendo sal entre las capas de limones
  7. Mete todos los limones que puedan caber en el bote. Cúbrelos con más sal y sella la tapa muy fuerte.
  8. Coloca los botes en un cuarto a temperatura ambiente por un par de días. Agita los botes de vez en cuando. Mételos en el refrigerador por al menos tres semanas, hasta que las cascaras de los limones se suavicen.
  9. Para usarlos, saca el limón del bote y enjuágalo para quitarle la sal y las semillas (y la pulpa si lo deseas)
  10. Almacena en el refrigerador por al menos 6 meses.

Redacción de Vida Lúcida
Imagen de shutterstock