Dietas

Cómo saber que la dieta no funciona

como saber que la dieta no funciona

Intentar bajar de peso es un deseo muy frecuente, pero lamentablemente no es tarea fácil, las estadísticas nos dicen que solo 1 de cada 6 personas lo logran con relativo éxito, y muchas veces gracias a una dieta que no funciona. A continuación te revelaremos las 7 señales para saber que la no funciona.

Para saber que la dieta no funciona puedes basarte en una serie de parámetros que te harán medir los resultados y lo más importante, el proceso que llevas con tu dieta.

Cómo saber que la dieta no funciona

No renuncias a tus comidas favoritas
Probablemente tu dieta para perder peso te hará abandonar tus platillos favoritos, los que suelen ser alimentos altos en grasas y azúcar. Una dieta para perder peso implica tener voluntad y ceñirse fielmente a ella; si la seguimos correctamente y de vez en cuando comemos algún antojo, estamos faltando a la dieta, así sea “pequeño” ese antojo.

No funciona en el mundo real
Uno de los problemas más recurrentes en las dietas es que no se logran ceñir a nuestro ritmo de vida. Una cena romántica, una cervezas con los amigos o alguna fiesta, estropean la dieta que debemos seguir. Si hacemos caso omiso y rompemos la dieta en estos compromisos sociales, lo más probable es que la dieta no funcione nunca.

No dejes de leer:
Usos de la levadura de cerveza en la dieta

No quieres comer lo que no te gusta
Otro de los detalles muy comunes en las dietas para perder peso son los alimentos que nos imponen el el régimen alimenticio, muchas veces alimentos que no son de nuestro agrado. Al principio solemos cumplir al pie de la letra, pero con el tiempo empezamos a obviar esos alimentos que no nos gustan, lo que supone un fracaso de la dieta para perder peso.

Una dieta carente de nutrientes no funciona
Las ansias de bajar de peso nos lleva a medidas extremas y a dietas tiranas que solo buscan bajar las calorías rápidamente. Estas dietas son muy pobres en nutrientes, vitaminas y minerales; es decir que no incluyen muchos alimentos nutritivos, lo que al final crea un desbalance alimenticio y lo que llaman un “efecto rebote”. Ya que al dejar la dieta por unos días se gana nuevamente el peso perdido rápidamente.

Una dieta demasiado estricta no funciona
Las dietas más extremas son las que muestran más rápidamente los resultados, pero también son las más difíciles de seguir o hacerlas correctamente. Estas dietas tienen los más altos índice de abandono, es mejor optar por una dieta más larga y sencilla, que son más sencillas de seguir y obtienen buenos resultados a largo plazo.

No dejes de leer:
Cómo sustituir la carne en la dieta

Quedar siempre con hambre
Una buena dieta satisface las necesidades alimenticias, pero qué sucede cuando siempre tenemos hambre. Esto puede ser por varios factores; puede ser que estemos haciendo mal la dieta para perder peso; que la dieta no es la que necesitamos o es la correcta; o tenemos problemas de ansias. Cualquiera sea el motivo de nuestro hambre debemos solucionarlo en el médico nutricionista, no se trata de un comportamiento normal.

Contando calorías
Hoy en día es más fácil el acceso a la información calórica de todos los alimentos de una dieta, así como el conteo de las calorías que consumimos a diario. Algunos expertos recomiendan llevar la cuenta para llevar una dieta más ordenada, sin embargo esto puede llevarnos a una obsesión que termina en una dieta mal llevada.

Estas fueron algunas señales para saber que la dieta no funciona y qué peudes modificar.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida