Psicología Superación

Cómo superar o vencer la timidez

La timidez es considerada un comportamiento o un estado de ánimo que perjudica el ámbito social del individuo que la sufre. La timidez no es considerada una enfermedad y en algunos casos es superada con el tiempo, la experiencia y el desarrollo social. Sin embargo existen algunas formas sencillas de superar la timidez o la fobia social.

como superar la timidez

 

Ser tímido o un poco vergonzoso puede cerrarte muchas puertas, o incluso puede evitar que ciertos desafíos sean relegados, lo que ocasionar problemas en el desarrollo social del individuo, por ello es tan necesario superar la timidez, vencer este comportamiento puede hacerte vivir más pleno y conseguir expresarte y mostrar quien eres en verdad. Esto cualquier persona tímida lo sabe, por ello lo importante es saber de qué manera se puede vencer la timidez.

Cómo superar la timidez

Nada mejor que la experiencia para poder dominar la timidez, porque aunque no lo creas, la gran mayoría de las personas, son tímidas por naturaleza, aunque algunos puedan saber ocultarlo mejor que otras, esta es una manera que hemos encontrado de mantenernos a salvo, de manera equivocada, pero es una estrategia al fin de cuentas, no una discapacidad ni una enfermedad, como ya lo hemos mencionado.

Atacar el problema de raíz

Los expertos coinciden que es mucho más sencillo superar la timidez si logramos conocer el motivo de la misma. Muchas veces la timidez es una respuesta a un trauma o algún problema psicológico que arrastramos de antes; el factor puede ser un problema de autoestima o que simplemente eres una persona introvertida. Es por eso que antes de intentar probar algún método, no está de más tratar de averiguar cuál es la raíz de nuestra timidez.

No dejes de leer:
10 Hábitos a los que tienes que renunciar si quieres ser feliz

mujer con problemas de timidez y fobia social

Terapias

La timidez es tratada con una serie de terapias que suelen tener buenos resultados en el corto y mediano plazo, dependiendo del grado de timidez y del tipo de paciente. Entre las más efectivas encontramos la “terapia cognitivo conductual”; esta terapia mezcla idóneamente las cogniciones y está básicamente dirigida al cambio de algunas conductas que son las causantes de la timidez, esta terapia además utiliza algunos métodos como la relajación, el ensayo de conductas, exposición social (gradual o forzada), desensibilización sistemática, e intención paradójica.

Otra de las terapias altamente positivas y que tienen bastantes buenos resultados a corto plazo, es la terapia de grupo. Esta terapia tiene como premisa la sociabilización, factor primordial el que debe atacar la timidez. Esta clase de terapia es muy recomendada en niños y adolescentes, aunque no se descarta en personas de más edad.

La timidez no siempre es integral, es decir que uno no es tímido con todos o con todo, sino con algún factor en especial. En estos casos se recomienda una terapia breve con bastante exposición social, para superar la timidez enfocándose en el punto exacto.

Mejorar las habilidades sociales

Muchas veces la timidez es una falta de habilidad social, es decir dificultad para socializar o desenvolverse en ciertos ámbitos sociales. Es por eso que superar o vencer la timidez es cuestión de práctica y mejoras. Por ejemplo, algunos los varones sienten timidez para comunicarse con las mujeres, pero con un contacto gradual y guiado, con el tiempo se mejora esa habilidad social y la timidez va quedando de lado. Así como con todas las aristas que pueda tener la timidez, inclusive si se trata de una timidez muy subrayada.

No dejes de leer:
Dejar de culpar a los demás y tomar el control

En este método para vencer la timidez se recomienda ensayar con personas de nuestra confianza con las que no sintamos timidez, algún amigo o familiar son de mucha ayuda en estos casos. También es factible ensayar situaciones y maneras de afrontar la timidez. Es muy importante entender que este proceso debe ser gradual, ya que de la noche a la mañana es casi imposible superar la timidez; sin embargo con un poco de esfuerzo, paciencia y dedicación; superar la timidez es cuestión de tiempo.

Referencias recomendadas

Redacción: Equipo de Vida Lúcida