Psicología Reflexiones

Cuando yo era niño quise serlo por siempre

cuando era niño quise serlo por siempre

La siguiente es una reflexión hecha en poema, escrita por Martin Garello, en el cual se puede apreciar el sentido de la permanencia de la inocencia para seguir siendo auténticos, no dejar de buscar lo que nos hace sentir plenos y que siempre resulta ser lo más simple.

Cuando yo era niño quise serlo por siempre.

Cuando crezca yo quiero ser un niño auténtico. Real.
Quiero ser un hombre que aprendió a ser niño nuevamente.


Cuando yo sea grande quiero ser un gran niño. Desatado.
Quiero ver mi vida renacer diariamente.

Haré sólo tres cosas:

Cerraré mis ojos y giraré en círculos.
Me dejaré equivocarme todo el tiempo.
Soñaré sólo con bombones.

Por suerte aún soy un niño que no conoce al hombre que nunca soñó ser.

Rompo los espejos que pintaron en mi rostro.
Les devuelvo la imagen que fabricaron,
yo quiero ver realmente mi rostro en el espejo
y déjenme correr por mi alma veloz que se me escapa de las manos…

Este es un poema alegre, lo escribió un niño.

-Martin Garello-