Consejos Dietas Nutrición

Dieta rápida anti hinchazón

Para mantener nuestra salud en un óptimo estado y por lo tanto nuestro estómago sin hinchazón, no hay trucos mágicos ni remedios milagrosos para usar de un día a otro, sino que más bien deberemos mantener buenos y saludables hábitos de vida.

hinchazón

Dieta rápida anti hinchazón

Con esta dieta rápida anti hinchazón, te recordamos pequeños trucos muy fáciles de llevar a cabo en tu día a día que te ayudarán a olvidarte de ese malestar. Algo tan simple como masticar lentamente, cocinar los alimentos al vapor o hervidos, no consumir bebidas con gas durante las comidas y hacer un poco de ejercicio te ayudarán a volver a la normalidad.

Comer lentamente para evitar la inflamación

Para evitar un vientre hinchado tras las comidas no hay mejor hábito que acostumbrarse a comer lentamente, usando los cubiertos en vez de las manos y procurando evitar las distracciones como son la televisión o el ordenador. Ya que así seremos más conscientes de la cantidad real de alimento que ingerimos en cada comida.

Ten presente que la sensación de saciedad tarda alrededor de veinticinco minutos en llegar desde nuestro estómago al cerebro. Por lo que si comemos muy rápido, seguiremos teniendo sensación de hambre aun cuando hayamos ingerido alimento suficiente como para no estar hambrientos. Además si comemos muy rápido y no masticamos lo suficiente cada alimento, estamos tragamos más aire y provocando una hinchazón abdominal.

No dejes de leer:
Dietas con vegetales previenen muertes por enfermedades crónicas

Consumir porciones pequeñas

Otro error que cometemos es tomar platos abundantes cuando lo que deberíamos hacer es consumir cantidades más pequeñas en cada comida. Lo ideal sería cambiar las dos o tres comidas copiosas del día por cuatro o cinco pequeñas comidas.

Cocina al vapor

La forma de cocinar los alimentos también influye para reducir la sensación de hinchazón. Si te notas más hinchado de lo normal, hay formas para cocinar maximizando los nutrientes y evitando las grasas, puedes recurrir al hervido, cocinar al vapor, al horno y la plancha. Porque una alimentación basada en frituras, rebozados, guisos y estofados no es buena si quieres dejar de sentirte hinchado. Si optamos por estas formas de cocinar los alimentos lo único que conseguimos es que absorban más cantidad de aceite. Y al organismo le cuesta más digerir las grasas, por lo que la sensación de hinchazón estará presente tras cada comida.

No consumir alimentos procesados

Un buen consejo es recurrir a una dieta que no contenga alimentos procesados y envasados. En su lugar consumiremos alimentos frescos como frutas y verduras que cocinaremos de forma sencilla. No eliminaremos las grasas de la dieta sino que optaremos por una grasa saludable como es el aceite de oliva, el pescado o las nueces. Optaremos por carnes con bajo contenido en grasa como son la de pollo, pavo o conejo y consumiremos pescado regularmente (tres o cinco veces por semana)

No dejes de leer:
Colon irritado sus causas y remedios para tratarlo

Evitar gaseosas

Tomar refrescos o agua con gas durante las comidas tampoco ayuda para no sentirse hinchado. En su lugar debemos incrementar el consumo de agua llegando a los dos litros diarios, olvidándonos del consumo de bebidas con cafeína o ricas en azúcar
Incorporar a tu día a día algo de actividad física es otro elemento que ayudará a reducir la hinchazón.

Puede que no dispongas de mucho tiempo al cabo del día con tantas ocupaciones que requieren tu atención, pero puedes optar por gestos sencillos como subir las escaleras en vez de coger el ascensor de tu edificio o no utilizar las escaleras mecánicas y convertirlo en un hábito saludable.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida