Ciencia

Disco de Oro del Voyager – The Voyager Golden Record.

Disco de Oro del Voyager

Disco de Oro del Voyager – The Voyager Golden Record
Sonidos de la Tierra a bordo de la Sonda Voyager.

Los Pioneers 10 y 11, que precedieron al Voyager, cargaban placas de metal pequeño identificando su tiempo y su lugar de origen para beneficio de cualesquier otro viajero espacial que pudieran encontrarlos en un futuro lejano. Con este ejemplo ante ellos, la NASA colocó un mensaje ambicioso a bordo de la Voyager 1 y 2, una especie de cápsula del tiempo, con la intención de comunicar una historia de nuestro mundo a los extraterrestres. El mensaje del Voyager es llevado por un fonógrafo, un disco de bronce chapado en oro de 12 pulgadas dorado que contiene sonidos e imágenes seleccionadas para retratar la diversidad de la vida y la cultura en la Tierra. El contenido de los registros fueron seleccionados para la NASA por un comité presidido por Carl Sagan de la Universidad de Cornell, y otros. El Dr. Sagan y sus asociados reunieron 115 imágenes y una variedad de sonidos naturales, tales como los realizados por oleajes, viento y truenos, aves, ballenas y otros animales. A esto agregó selecciones musicales de diferentes culturas y épocas, y saludos hablados por la gente de la Tierra en cincuenta y cinco idiomas, y mensajes impresos del presidente Carter y el Secretario General de las Naciones Unidas, Waldheim.

No dejes de leer:
Un estudio científico confirma que nuestra primera decisión es la decisión correcta

Cada registro es encerrado en una chaqueta protectora de aluminio, junto con un cartucho y una aguja. Las instrucciones, en lenguaje simbólico, explican el origen de la nave e indican cómo el registro se va a reproducir. Las 115 imágenes se codifican en forma análoga. El resto del disco es de audio, diseñado para ser tocado en 16-2/3 revoluciones por minuto. Contiene los saludos hablados, comenzando con el acadio, que se hablaba en Sumeria aproximadamente seis mil años atrás, y terminando con Wu, un dialecto chino moderno. Después de la sección en los sonidos de la Tierra, hay una selección ecléctica de 90 minutos de música, incluyendo tanto orientales como occidentales clásicos y una variedad de música étnica. Una vez que la nave espacial Voyager salga del sistema solar (en 1990, estará más allá de la órbita de Plutón), se encontrarán en el espacio vacío. Pasarán cuarenta mil años antes de hacer un acercamiento a cualquier sistema planetario. Como Carl Sagan ha señalado, “La nave espacial será encontrada y el disco tocado, sólo si hay civilizaciones espaciales avanzadas en el espacio interestelar. Pero la puesta en marcha de esta botella en el océano cósmico dice algo muy esperanzador sobre la vida en este planeta.”

Esta es una de las piezas de música seleccionadas que contiene el disco:

No dejes de leer:
Sonidos Terapéuticos.