Consejos Salud

Hemograma ¿Qué tipo de análisis es y cuando es recomendable hacerlo?

El hemograma es básicamente un análisis de sangre que se encarga de evaluar la concentración de todos los elementos celulares que se encuentran en la misma. De igual forma comprueba si estas tienen la estructura y la forma considerada normal, o si las mismas se encuentran alteradas de algún modo.

hemograma para analizar la sangre

Composición de la sangre

La sangre contiene 3 tipos básicos de células, estas son:

Serie plaquetaria:

Serie compuesta, como su nombre lo indica, por las plaquetas, también conocidas como trombocitos, esta serie está directamente conectada con la coagulación de la sangre. El hemograma mide las plaquetas en cantidad y volumen cuyo dato también varía según la edad del paciente.

Serie leucocitaria o blanca:

Esta serie está formada por glóbulos blancos (también llamados leucocitos) esta serie se encarga de defender el organismo ante infecciones y de la reacción del mismo ante ciertas sustancias. Por lo general los valores varían según la edad que posea el paciente a quien se le practica el hemograma.

Serie eritrocitaria o roja:

Su nombre hace referencia a los glóbulos rojos o hematíes, estos se encargan de transportar el oxígeno desde los pulmones hasta las células y tejidos en todo el organismo. El hemograma se encargara de calcular de forma cuantitativa el número de hematíes en la sangre, como también el número de los índices eritrocitarios, el hematocrito y la

¿Cómo se realiza el hemograma?

leucocitos en la sangre

Para la realización de esta prueba no es necesario que el paciente se presente en ayuno. Se procede a extraer luego de la desinfección de la zona, alrededor de 4cc de sangre al paciente, luego se ejerce presión en el punto donde penetro la aguja y se revisa que no haya hemorragia. Por lo general la sangre se extrae de las venas que se encuentran en la flexura del codo.

No dejes de leer:
8 eficaces relajantes musculares que están en la naturaleza

¿Qué factores podrían interferir en el resultado del hemograma?

Los factores podrían variar según la serie, como:

Serie plaquetaria:

  • El valor de las plaquetas podría subir una cantidad considerable con la realización de ejercicios exigentes o muy intensos.
  • Existen algunos medicamentos que podrían, según el caso, aumentar o disminuir las plaquetas de una forma notoria.
  • Vivir en lugares de mucha altitud también podrían generar cambios en las plaquetas elevándolas sobre el nivel normal de las mismas.

Serie leucocitaria o blanca:

  • Estar durante las últimas semanas del embarazo o incluso durante el parto podría elevar el número de leucocitos sobre el nivel normal de los mismos.
  • Existen algunos medicamentos que podrían, según el caso, aumentar o disminuir el número de leucocitos de forma notoria.
  • El estrés puede elevar el número de leucocitos.
  • Algunos alimentos también pueden elevar el número de leucocitos.
  • El ejercicio o la actividad física puede elevar el número de leucocitos.
  • Personas que han pasado por el proceso de la extirpación de un brazo podrían presentar una cifra mayor de leucocitos y más persistente de lo que está considerado como normal.

Serie eritrocitaria roja:

  • La deshidratación podría afectar los valores ya que la deshidratación puede también afectar la sangre.
  • La Hemodilución que es lo contrario a la deshidratación, consta de exceso de agua en la sangre y por lo tanto altera los valores de la serie roja.
  • El embarazo produce Hemodilución y por lo tanto también representa una notoria alteración de resultados.
  • Existen algunos medicamentos que podrían reflejar cambios en los valores normales de la serie roja.
  • También podría afectar los valores de la sangre roja el hecho de vivir en grandes altitudes.
  • Sufrir una hemorragia justo antes de realizar la prueba también puede alterar los valores normales de la serie roja.
No dejes de leer:
5 señales de advertencia de salud que te indican las axilas

¿Para qué sirve el hemograma y cuándo realizarlo?

El hemograma se emplea para guiar al médico, quien sospecha de algunas enfermedades gracias al examen físico o debido a la historia clínica del paciente.

En algunos casos los datos que ofrece el hemograma son suficientes para determinar la enfermedad que el paciente presenta, con ellos también se puede confirmar o descartar alguna enfermedad y en muchos otros casos es necesario más información y por lo tanto también es necesario realizar muchas otras pruebas que no den lugar a dudas o a falsos diagnósticos, lo que afectaría al paciente.

Comparte esto: