Medicina natural Salud

Los 5 mejores alimentos para el cerebro.

Los 5 mejores alimentos para el cerebro.

Añadir estos ‘súper’ alimentos a tu dieta diaria, aumentará tus probabilidades de mantener un cerebro sano para el resto de tu vida.

-El Aguacate
-Arándano
-Ácidos grasos Omega 3
-Frutos secos
-Semillas

1. El Aguacate.

Es esencial para una óptima función cerebral ya que contiene ácidos grasos instaurados que ayudan a distribuir mejor la sangre por nuestro organismo. El aguacate también contiene una variedad de nutrientes, entre ellos las vitaminas C, B6 y E.

2. Arándanos

Los investigadores han encontrado que los arándanos ayudan a proteger el cerebro contra el estrés oxidativo y pueden reducir los efectos de la edad relacionados con enfermedades como el Alzheimer o la demencia senil. Los estudios también han demostrado que las dietas ricas en arándanos mejora significativamente tanto la capacidad de aprendizaje como las habilidades motoras de ratas de edad avanzada, equivalentes a las ratas mucho más jóvenes Un plan sencillo para bajar de peso y aumentar la vitalidad permanente, recomienda agregar al menos 1 taza de arándanos al día, en cualquier forma – frescos, congelados o liofilizados.

3. Ácidos grasos Omega 3

Los ácidos grasos omega-3 son esenciales para su cerebro. Estas grasas beneficiosas ayudan a : mejorar la cognición, reducir el riesgo de enfermedades mentales degenerativas (como la demencia), favorecen a la memoria, mejora el estado de ánimo, y reduce la depresión, ansiedad e hiperactividad.

No dejes de leer:
Masticar bien la comida puede ayudarte a bajar de peso.

Para las personas que no comen salmón existen otras fuentes de omega-3 tales como: lechuga, pepino, coles, piña, etc.

4 y 5. Frutos secos y Semillas.

Los frutos secos y las semillas son buenas fuentes de vitamina E. Los niveles más altos de la vitamina E se corresponden con menor declive cognitivo a medida que se envejece. Agregar una onza al día de nueces, avellanas, nueces del Brasil, almendras, anacardos, cacahuetes, semillas de girasol, semillas de sésamo, semilla de lino, mantequillas no hidrogenadas de frutos secos, tales como mantequilla de maní, mantequilla de almendra y tahini. Crudos o tostados, no importa, aunque si estás en una dieta con restricción de sodio, compra frutos secos sin sal.

Fuente: webmd.com
Traducción: Vida Lúcida, todos los derechos reservados.