Psicología Reflexiones

¿Quieres ser menos neurótico/a? Piensa más en la muerte

¿Quieres ser menos neurótico/a? Piensa más en la muerte

Por Dra. Paula Watkins
William James proporcionó una pequeña descripción de la conducta neurótica: Imagina que es invierno y que has despertado en una habitación helada bajo una bonita manta caliente. Tienes algunas opciones. Puedes levantarte y empezar el día o puedes quedarte en la cama con el calor de la manta todo el día. También tienes una tercera opción, la opción neurótica, de quedarte en la cama, pero no puede disfrutar de ella, preguntándote si deberías haberte levantado.

Todos hemos estado neuróticos en algún momento, y esto nos priva de la oportunidad de disfrutar del momento como lo que es. Nos priva de la oportunidad de vivirlo más plenamente y con alegría. Estamos bajo la sombra de algún tipo de sufrimiento que nos tiene cuestionando nuestras decisiones justo hasta cuando ya las hemos hecho. Su “mantra”: “Tal vez debería haber …” es familiar para la mayoría de nosotros y sabemos que es tanto desagradable como frustrante. Para algunos de nosotros es también continua.

Entonces ¿qué hacer?

Diferentes formas de terapia pueden ayudar. La meditación puede ayudar también, así como otras prácticas de tradiciones contemplativas del mundo. Estoy pensando aquí, en particular, en la contemplación a la muerte. Así es, uno de los métodos más fiables para superar ese grado de neurosis molesto es contemplar el hecho de que vamos a morir.

No dejes de leer:
5 Lamentos principales de la gente en su lecho de muerte revelado por una enfermera

Algunas tradiciones orientales, en particular, nos animan a reflexionar sobre nuestra mortalidad y aceptarla. La conclusión es la siguiente:

Un día habrá una exhalación a cabo no seguida de una inhalación, y eso es todo.

Pensando en esto (y me refiero a realmente pensar en ello) tiene la notable capacidad de cortar una tontería, desvanecer la neurosis, nos ayuda a ver las decisiones realmente importantes y, a su vez, nos libera para disfrutar el momento presente. Cuando contemplamos y meditamos en nuestra mortalidad nos recuerda que, sí, este momento sí importa; este momento es un regalo y, no importa lo que sucede en él, se obtiene el máximo provecho del mismo, viviéndolo plenamente.

En cierto modo, recordándonos a nosotros mismos nuestra mortalidad, nos puede ayudar a desafiar no sólo las neurosis, sino también los hábitos inútiles. ¿Cómo? Bueno, en pocas palabras, algunos de nuestros hábitos inútiles son sólo una pérdida de tiempo. Ver la televisión sin sentido, por ejemplo, es una forma de “matar el tiempo “. Difícilmente, una manera satisfactoria de utilizar el limitado número de respiraciones que tendrás en este planeta. Al recordar nuestra mortalidad pone esto en perspectiva.

La contemplación de la muerte no tiene por qué ser algo macabro. No necesitas hacer de esto algo “gótico” (pero puedes si tú quieres) . La conclusión es que esta vida va a terminar, y ¿acaso alguien va a decir en su lecho de muerte : “Me gustaría haber pasado más tiempo en Facebook”?

No dejes de leer:
Una televisora en Quebec crea conciencia sobre el reciclado de botes de plástico y esto es lo que sucede.

No podemos evitar la muerte, y recordar eso nos permite hacer más de la vida, tomar más de la vida y ofrecer más en esta vida. Así que, hagas lo que hagas (incluso si lo que estás haciendo es ser neurótico), trata de disfrutar de ella, trata de sumergirte en ella- no tendrás de nuevo ese momento que pasó, por lo que también podrías sumergirte plenamente mientras que estás ahí.

Si eliges usar este concepto (o cualquier otro como práctica diaria para disfrutar más los momentos de tu vida que crees te llevan a una neurosis constante), al final de tu práctica, antes de ir de vuelta a tus actividades diarias – puedes traer a la mente sólo la simple idea de que tu tiempo aquí llegará a su fin. Contempla todo lo que es valioso para ti, a cada uno a quien amas , todo por lo que has trabajado, también morirá. Luego, usando ese conocimiento como un lienzo sobre el cuál tomar decisiones en tu día, pregúntate a ti mismo qué es importante en ese momento, cuál es tu próximo movimiento y por qué (en el gran esquema de tu vida) es tan importante.

Por último, si te gustó este artículo, ¡compártelo!

Traducción al español: equipo de Vida Lúcida Toda la traducción al español con derechos reservados. Fuente en inglés: mindbodygreen.com