Bebidas nutritivas Cocina Recetas

Rico y nutritivo té verde con frutas, ¡súper natural!

Si estás a dieta y buscas recetas para consumir y disfrutar durante tu meta para bajar de peso, esta es una receta que puede ayudarte y maravillarte. Se trata de un té verde con frutas infundidas que la hace súper natural y libre para beber en tu dieta reductora. Su preparación es muy sencilla y flexible, sólo consigue el mejor té orgánico de supermercado, tus frutas favoritas, y listo. Sigue leyendo para saber el paso a paso a seguir para aprender a preparar este delicioso té verde con frutas.

té verde con frutas

El té es la segunda bebida más consumida en el mundo después del agua de acuerdo con la Universidad de Maryland Medical Center. El té verde, en particular, es una adición nutritiva a tu dieta, ya que contiene grandes propiedades entre las que destaca que es un excelente té para usar en dietas para bajar de peso, pero además de ésta muy aceptada particularidad del té verde, por la cual muchas mujeres lo usan para estos objetivos, el té verde también cuenta con los siguientes beneficios:

  • Podría reducir el riesgo de cáncer
  • disminuir los niveles de colesterol
  • reducir el riesgo de enfermedades del corazón
  • Es antienvejecimiento
  • Ayuda en la pérdida de peso
  • Impulsa el sistema inmunológico
  • Es astringente
  • Reduce el colesterol malo
  • Es antidiabetes
  • Desintoxica el organismo

El té verde solo, tiene un sabor distinto que quizás no te guste, pero no dejes de incluirlo en tu dieta si estás buscando bajar de peso y añadir más nutrientes a tu cuerpo para mantener tu salud. En lugar de ello, mejorar su sabor con una infusión con sabor a frutas, que también aumentará la cantidad de nutrientes en ella.

No dejes de leer:
10 Beneficios del jugo de repollo morado

Una de las maneras más fáciles para infundir este té con sabor a fruta, es poner fruta fresca real en ella. Exprime un limón o un poco de naranja en el té verde para crear un sabor cítrico. Un poco de tus frutas favoritas y revuelve en un vaso de té verde helado.

Rico y nutritivo té verde con frutas, ¡súper natural!

Este té es perfecto para tomarse caliente o frío. Los beneficios que otorga esta bebida son excepcionales. Excelente como sustituto de bebidas saborizadas, son naturales y ligeros si estás en dieta, es una excelente opción para tomarla en cuenta en tus comidas.

Ingredientes:

  • Saquito de Té verde orgánico
  • Manzana
  • Pera
  • Limón
  • Fresa
  • Agua y miel de abejas para endulzar

20120920124849_VLdrnmm

Instrucciones:

  1. Reúne tus ingredientes
  2. Córtalos en rodajas y cubitos pequeños.
  3. Introdúcelos en un recipiente con tapa
  4. Agrega agua
  5. Tapa el recipiente y cocina a fuego lento durante tres minutos. Ya que el té se ha liberado, retira el
    saquito de té.
  6. Agrega miel de abeja al gusto (puedes usar otros endulzantes naturales como, la estevia o el jarabe de arce). Sirve y disfruta.

Lo que no debes hacer

No utilices los zumos de fruta con sabor para darle sabor a té. Los jugos comerciales son hechos con ingredientes artificiales que por lo general contienen grandes cantidades de azúcar añadido. Demasiada azúcar en la dieta puede aumentar el riesgo de subir de peso, caries dental y la enfermedad cardíaca.

No dejes de leer:
Hojas de queso con albahaca sin gluten y sin lácteos

Opta por el 100 por ciento de jugo de fruta en su lugar. No añadir azúcar a tu té verde junto con la fruta tampoco. La fruta es dulce natural por sí sola por lo que no necesitas ninguna adición de azúcar para endulzar el té.

Estas son otras combinaciones que puedes hacer en la preparación de tu Té verde con frutas.

Té verde antioxidante

  • Moras
  • Fresas
  • Frambuesas
  • Arándanos
  • Limón
  • Tu cítrico preferido

Té verde primavera frutal

  • Melón
  • Sandía
  • Piña
  • Tu cítrico preferido

Té verde con jugo de fruta

El jugo de fruta es otra manera de infundir el té verde para darle un sabor frutal. Basta con añadir un poco de jugo al té preparado. Naranja, arándano o jugo de uva, cualquiera le dará un exótico sabor al té. Otra forma de añadir el zumo de fruta, es congelando el jugo en bandejas de cubitos de hielo y hacer estallar unos cubitos en un vaso de té verde helado.

Redacción de Vida Lúcida
Imagen superior de shutterstock