Consejos Salud

Tips para tratar la tortícolis o el dolor de cuello

En algún momento de nuestra vida es muy probable que hayamos sufrido del típico de dolor de cuello. En cuanto la situación se agrave significará que la molestia ya ha pasado a ser tortícolis, que es una concentración de los músculos que se produce de manera involuntaria dejando al cuello en una posición determinada y generando dolor al intentar cambiarla.

como aliviar el dolor de torticolis

Ten en cuenta que la tortícolis no es una mera molestia sino una contracción muscular que se ha centrado en el cuello y que va a dificultar que el movimiento en la zona se haga con normalidad.

Consejos para aliviar la tortícolis o dolor en el cuello

Los expertos tienden a señalar que la tortícolis, generalmente se debe a una mala postura que se ha mantenido por un largo lapso de tiempo, o también se puede sufrir de tortícolis como consecuencia de un problema hereditario.

Una infusión antiinflamatoria

Si te levantas en la mañana y notas que no puedes mover el cuello, es probable que notes una inflamación, para ello puedes optar por una preparación casera que te ayudará a desinflamar el cuerpo, sumado a pequeños movimientos con el cuello. Realiza luego ejercicios suaves para recuperar la movilidad.

  • Prepara una infusión de jengibre,  ya que sus propiedades como calmante y antiinflamatorio te ayudarán, aprende un poco más sobre los diferentes remedios que puedes hacer con jengibre. Prueba estas otras recetas de bebidas antiinflamatorias que puedes elaborar en casa para hacerle frente a los problemas también en articulaciones.
No dejes de leer:
5 alimentos que pueden debilitar tu sistema inmune

infusión de jengibre

El descanso

La tortícolis o el dolor de cuello no se van a ir en horas, así que deberás calmarte, y tomarte tu tiempo. Ten en cuenta los siguientes consejos:

  • No realices movimientos bruscos ni cargues pesos con los que el cuello se vea forzado.
  • Es aconsejable que te acuestes en el sofá unas cuatro veces al día por unos veinte minutos.
  • Complementa la infusión de jengibre con una de manzanilla o de salvia.

Protege el cuello

No estará de más que apliques la técnica de frío-calor para que la inflamación sea reducida, al igual que el dolor. De todos modos no abuses del frío en la zona del cuello. Intenta que la temperatura siempre sea la adecuada para que la tortícolis sea lo menos dolorosa posible.

Usa aceites esenciales

El aceite esencial de romero, el de jengibre o el de lavanda son opciones con las que vas a poder tener a la mano las condiciones necesarias para la realización de un muy buen masaje que te ayude a relajar el cuello.

Ejercicios cervicales

Sólo hazlo si el dolor no es muy intenso y cuando la inflamación no sea tan patente. Algunos ejercicios suaves para que imites son:

  • Mueve la cabeza por 10 segundos en forma de círculos grandes.
  • Di que y no con la cabeza, alternando cada 20 segundos.
  • Lleva las orejas a tus hombros. Luego levanta los hombros a la altura de las orejas. Repite las series por 20 o 30 segundos.
No dejes de leer:
Crema refrescante con lavanda para el cuerpo

Te puede interesar leer:

Redacción: Equipo de Vida Lúcida