Consejos Salud

Tomar medicamentos sin supervisión médica puede dañar el hígado

El usar medicamentos sin el conocimiento de un médico puede aumentar el riesgo de desarrollar insuficiencia hepática, hepatitis o incluso cirrosis, especialmente en aquellos que ya tienen problemas hepáticos.

tomar medicamentos sin supervisión puede dañar el hígado

Por otra parte, tomar medicamentos sin supervisión, también puede perjudicar al funcionamiento de los riñones e incluso el corazón, esto puede surgir con la toma de píldoras, la aplicación de inyecciones, pomadas o jarabes. Aunque cualquier persona puede enfermarse, los riesgos de desarrollar problemas de salud graves son aún mayores en las siguientes situaciones:

  • Los bebés y niños: porque en la mayoría de los casos los remedios varían con la edad y el peso, pudiendo dañar el crecimiento y desarrollo del bebé cuando se le da la fórmula equivocada o una cantidad exagerada.
  • Ancianos: porque toman varios medicamentos para controlar diversas enfermedades y el riesgo de interacción es mayor.
  • Las personas con enfermedades crónicas como la diabetes: porque pueden disminuir el efecto de la medicación para controlar la enfermedad.

Tomar medicamentos sin supervisión médica daña el hígado

En algunos casos, al usar los medicamentos sin supervisión médica puede surgir una reacción alérgica, pudiendo causar una alergia severa, que pueden conducir a síntomas tales como dificultad para respirar o hinchazón de la piel, como es común con la penicilina, por ejemplo.

Además, el individuo puede tomar el medicamento equivocado o una cantidad errada de medicina al no saber el diagnóstico correcto de la enfermedad, el tratamiento no correcto de la enfermedad contribuye a agravar el problema y dificultar la cura. En casos severos, la medicación puede causar la muerte del paciente ya que el cuerpo no es compatible con el medicamento ingerido.

Por lo tanto, el uso de medicamentos sólo debe hacerse bajo supervisión médica, incluso si tienes síntomas triviales como dolor de cabeza, diarrea o picazón en la piel, o cuando estás pensando en tomar un medicamento para perder peso, incluso si es natural. Siempre lo más recomendable, previa consulta, es inclinarse por los remedios caseros.

No dejes de leer:
Yogui de 92 años comparte secretos para la felicidad y la longevidad

Peligros de la automedicación en el embarazo

La automedicación en el embarazo puede dañar al bebé causando retraso mental, deformidades físicas e incluso el aborto, así que la mayoría de los medicamentos e incluso productos naturales como el té, no se pueden tomar durante el embarazo sin el consejo de un médico.
Por esta razón, si la embarazada está enferma usted debe consultar inmediatamente a su obstetra para saber qué medicina puede tomar con seguridad.

Los principales riesgos de tomar medicamentos sin receta

dolor de cabeza

El principal peligro de tomar medicamentos sin supervisión médica, como el paracetamol y la aspirina, es el de ocultar los síntomas de enfermedades que pueden ser graves o incluso interactuar con otros medicamentos y causar alergias. Por lo tanto, una simple fiebre que al parecer puede ser tratada con paracetamol, puede ocultar una amigdalitis que necesita ser tratada de otra manera.

Algunas enfermedades que pueden ser tratadas con remedios naturales son los resfriados, la tos, la tiña, el ardor de estómago, dolor o estreñimiento por ejemplo, porque los remedios naturales pueden ayudar a tratar otros síntomas en conjunto, y se evitan los efectos secundarios. Sin embargo, es aconsejable que un especialista pueda evaluar el cuadro antes de optar incluso por tratarse con remedios caseros.

Principales riesgos de tomar medicamentos sin supervisión médica

Los medicamentos recetados cuando se utilizan sin orientación médica pueden ser muy peligrosos para la salud ya que a menudo son medicamentos complejos, que pueden causar complicaciones tales como:

  • Intoxicación por drogas, ya que algunos medicamentos no pueden tomarse al mismo tiempo y es más común en los ancianos porque toman varios medicamentos para controlar diferentes dolencias;
  • El mal funcionamiento de órganos como el hígado o los riñones debido a que la dosis tomada es exagerada;
  • El empeoramiento de la enfermedad, al tomar el medicamento equivocado o en una cantidad insuficiente, incluso puede dificultar la cura;
  • Reacción alérgica, que puede causar síntomas como dificultad para respirar, lunares o hinchazón de la piel, siendo el antibiótico más común la penicilina, por ejemplo, debido a que la persona puede ser alérgica a los componentes de esta medicina.
No dejes de leer:
El aceite de coco podría ser útil contra el cáncer según estudios

Lo que debes hacer antes de tomar una medicina

En todos los casos antes de utilizar un medicamento, se debe:

  • Consultar a un médico para que pueda indicarte qué remedio se debe tomar, la cantidad y la hora en que se debe hacer.
  • Leer la receta del medicamento para conocer los efectos secundarios más comunes que pueden surgir.
  • No seguir las instrucciones de amigos o familiares que tomaron medicamentos para síntomas similares a lo que tenemos, porque la causa de la enfermedad puede no ser la misma.
  • No tomar otros medicamentos al mismo tiempo que el tratamiento prescrito, sin consultar a un especialista, ya que en algunos casos, reduce el efecto de la medicina o conduce a la interacción entre ellas.
  • Sin embargo, aunque el medicamento sea de venta libre, se debe pedir orientación al farmacéutico para hacer la mejor elección, y mantener al médico informado, en la consulta de rutina, sobre el hábito de tomar ciertos medicamentos y su frecuencia.
  • Y un consejo extra, es siempre intentar hablar con un especialsita sobre soluciones naturales o remedios caseros dentro de un tratamiento, siempre que esto sea posible, ya que los medicamentos suelen traer efectos secundarios en casi todas sus presentaciones.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida