Salud

Un corazón sano mantiene el cerebro joven por más tiempo.

Un corazón sano mantiene el cerebro joven por más tiempo

Un corazón sano ayuda a mantener el cerebro más joven.

El cerebro de las personas cuyos corazones bombean menos sangre envejece más rápido que el de aquellos individuos cuyos corazones bombean más, según un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Boston (EE UU) y publicado en la revista Circulation.

En concreto, usando técnicas de imagen por resonancia magnética en 1.500 sujetos sanos con edades entre 34 y 84 años, los investigadores han comprobado que un índice cardíaco menor, es decir, una menor cantidad de sangre que el corazón bombea en relación con el tamaño de la persona, está asociado con una reducción del volumen cerebral. Esto, añaden, ocurre porque cuando el cerebro envejece comienza atrofiarse y a perder volumen. La atrofia cerebral más severa ocurre en los cerebros con demencias, como la enfermedad de Alzheimer.

La causa exacta de la relación entre la función cardiaca y el volumen del cerebro todavía no se entiende bien, según la neuróloga Angela L. Jefferson, coautora del estudio, quien señala que existen “diversas teorías sobre por qué un índice cardíaco reducido puede afectar a la salud del cerebro”. Por ejemplo, “un menor volumen de sangre bombeada desde el corazón puede reducir el riego sanguíneo al cerebro, aportándole menos oxígeno y nutrientes de los que necesitan las neuronas”. No obstante, Jefferson admite que “aún es demasiado pronto para dar consejos basados en este descubrimiento, que de momento sugiere que la salud de la cabeza y del corazón van de la mano”.

No dejes de leer:
Remedios naturales para la prevención de hígado graso