Consejos Salud

El ajo puede causar quemaduras en la piel si no sabes como usarlo

Aunque el ajo tiene inmensas propiedades terapéuticas también puede tener efectos graves si no se utiliza correctamente, sobre todo cuando se aplica directamente sobre la piel, durante muchos minutos, ya que puede quemar y dejar la piel enrojecida. Las personas que utilizan la pasta de ajo o jugo de ajo aplicándolo directamente sobre la piel , por horas prolongadas, sobre todo durante la noche, a menudo sufren de quemaduras o decoloración de la piel, como resultado de la aplicación del ajo.

Porqué suceden las quemaduras con ajo

Los remedios caseros a base de ajo, contienen un ácido potente llamado “ácido sulfónico” que se descompone en alicina. Este es un producto químico muy fuerte y que puede aumentar su concentración. Por lo tanto cuando se mantiene la pasta de ajo sobre la piel durante un período prolongado, aumenta la cantidad de alicina presente, dando por resultado que se pueda sufrir una quemadura química en vez de hacer un tratamiento de belleza o cuidado; por ello es importante saber de qué manera se puede utilizar el ajo, y aprender a leer muy bien la información sobre salud que muchos sitios exponen, ya que son referencias que se deben tomar con precaución y cuidado profesional para evitar cualquier daño a la salud.

Cómo tratar las quemaduras producidas por el ajo

Es importante tratar estas quemaduras tan pronto como sea posible para no sufrir una decoloración permanente. Puedes seguir el cuidado para la piel que se menciona a continuación, y es recomendable que consultes con un dermatólogo antes para evaluar la situación con tu piel y evitar que queden algunas manchas o cicatrices por la quemadura si es muy fuerte.

No dejes de leer:
Tónico para limpiar el hígado y la vesícula biliar
  • Lavar el rostro de manera completa, especialmente el área afectada con agua tibia. Esto ayudará a limpiar cualquier resto de ajo que todavía esté en la superficie de la piel. No utilices productos cosméticos en la zona afectada, ya que estos productos sólo pueden causar más daños. Puedes enjuagar tu cara varias veces para asegurarte de que esté completamente limpia y libre de resto ajo.
  • Remoja un algodón en leche entera fría y colócalo en la zona durante al menos 20 minutos. La leche contiene grasas que ayudan a combatir los efectos ácidos de los ajos. Además de esto, también ayuda a la curación de aceleración.
  • Haz una mezcla de pepino y zanahoria para formar una pasta o puré, y cuélalo para que salga todo el sobrante líquido. Aplica esta pasta en la cara durante un mínimo de 30 minutos antes de lavarlo con agua fría. La zanahoria y el pepino ayuda a rejuvenecer y sanar la piel lesionada.
  • El aceite de coco es un excelente remedio para curar la piel, gracias a la vitamina E y los ácidos grasos. Lo recomendable es la mezcla de aceite de coco y jugo de limón, las propiedades ácidas del jugo de limón ayudará a reducir las marcas en la piel, mientras que el aceite de coco ayuda a sanarlo.
  • Aplica vitamina C y E sobre la piel. La vitamina C promueve la curación de heridas y la producción de colágeno, el material de base para la piel nueva. La vitamina E es un antioxidante que ayuda a reparar y proteger su piel.
No dejes de leer:
8 signos de que alguien está con demasiado estrés y no lo sabe

Mujer que usa ajo para tratar problemas en la piel

Es posible usar el ajo como aplicación en la piel, pero con estos cuidados:

La aplicación de ajo directa sobre la piel puede causar daños, si se mantiene durante periodos largos, puede ocasionar graves lesiones como quemaduras e inflamación. En el caso de tratar las espinillas, acné o puntos negros, el uso del ajo es muy efectivo, siguiendo algunos cuidados básicos. Se deberá usar diluido para reducir su potencia, y aplicar por periodos de tiempo cortos, entre 3 a 5 minutos, dependiendo la zona del cuerpo donde se aplica y si va acompañado de otros ingredientes que le restan efecto.

Una forma efectiva de usarlo, sería aplastar un diente de ajo y añadir aproximadamente 10 gotas de agua y 5 gotas de miel a la misma. Mezcla y forma una pasta. Utiliza una superficie lisa como la palma de una cucharilla o un dedal limpio para aplicar esta pasta sobre la espinilla o la zona afectada de acné, mantenlo durante 5 minutos y luego enjuaga suavemente con agua. Para aplicar mascarillas sobre el rostro, u otro tipo de aplicaciones usando ajo, es recomendable que consultes con un dermatólogo, es indispensable tomar ciertas precauciones para evitar heridas o decoloración y manchas en la piel producto del ajo.

Comparte esto: