Propiedades del sauco y cómo hacer un jarabe para fortalecerte

El saúco es una planta de la familia de las madreselvas, se conocen por lo menos 30 especies. Sus frutas son bayas y se localizan principalmente en las regiones húmedas del hemisferio norte del planeta. Su nombre científico es Sambucus y la especie más común, la norteamericana Sambucus canadensis, puede crecer hasta casi 4 metros de altura.

Sauco jarabe

Para qué sirve el saúco

Las propiedades del saúco, al tratarse como remedios medicinales, sirven como diuréticos, antiinflamatorios, estimulantes del sistema inmune, antibióticos, laxantes y tienen aplicación hasta en el área de la estética corporal. Son una fuente de altas concentraciones de vitamina A, vitamina C, vitamina B6, potasio, calcio y hierro.

La baya del saúco también es usada para el resfriado común, la “gripe” (influenza) y la gripe “porcina” H1N1. También se usa para el VIH / SIDA y para estimular el sistema inmunológico. El saúco también se usa para el dolor sinusal, dolor de espalda y piernas (ciática), dolor nervioso (neuralgia) y síndrome de fatiga crónica (SFC).

Las bayas de saúco tienen muchos más beneficios para la salud. Veamos algunos de ellos en detalle:

Ayuda en la digestión

El Dr. Paulo D Picon y su equipo de investigadores publicaron un informe en BMC Complementary and Alternative Medicine que afirmaba que, aunque la mayoría de los vegetales y frutas nos ayudan para el consumo de la fibra diaria, el saúco, en una sola ración se lleva el 40% de nuestro requisito diario de fibra.

El saúco está lleno de fibra dietética que ayuda contra el estreñimiento, los gases excesivos y aumentar la salud de los intestinos en general. La fibra es eficaz de la absorción de nutrientes en el intestino.

Mejora la salud ósea

Los compuestos antiinflamatorios y antioxidantes que se encuentran en el saúco son de ayuda en el alivio del dolor de las articulaciones debido a la inflamación, y el dolor en general.

Sus niveles minerales esenciales promueven el desarrollo de nuevo tejido en los huesos, y con ello, también promueve la resistencia ósea. El aumento de la densidad ósea en años más jóvenes puede retrasar considerablemente la aparición de la osteoporosis, y el saúco es de gran ayuda.

Mejora la salud del corazón

Un estudio publicado en Phytotherapy Research reveló que la fibra del saúco elimina exceso de colesterol malo del sistema y haciendo espacio para el colesterol HDL (bueno) que necesita el cuerpo ayudando a eliminar la posibilidad de la aparición de ateroesclerosis y otros problemas del corazón.

Sus flavonoides como lo son las antocianinas que contiene, reducen el riesgo de enfermedades cardíacas.

El alto nivel de potasio del saúco ayuda al corazón ya que relaja la tensión de las arterias y vasos sanguíneos. El potasio es un vasodilatador que significativamente puede bajar la presión arterial y mantener sano al corazón.

Mejora la salud respiratoria

Una gran opción para el dolor de garganta es el jugo de saúco, también lo es para la tos, bronquitis, resfriado o cualquier otro problema en las vías respiratorias.

Los ingredientes activos del jarabe de saúco (los bioflavonoides como las antocianinas) alivian la irritación e inflamación.

También actúa como expectorante el jarabe de saúco ayudando a leiminar la flema. Se recomienda incluso para las personas con asma.

Una dosis de jarabe de saúco puede hacer que una persona se recupere más rápido que quien no recibe esa dosis.

Pérdida de peso

Sus efectos aceleradores del metabolismo en conjunto con su fibra ayudan a la pérdida de peso. La fibra te mantiene satisfecho, el recuento bajo en calorías no afecta demasiado tu ingesta y además, te llevas con todo es, muchos otros beneficios para la salud también como lo son sus vitaminas y minerales.

Te puede interesar:
3 recetas naturales para hacer un repelente para mosquitos

Controla la diabetes

El saúco contiene ingredientes antioxidantes activos y esos van directamente al páncreas al consumirlo, regulando los niveles de glucosa e insulina. Esto proporciona estabilidad a las personas que sufren de diabetes o ayuda a los no diabéticos a evitar desarrollar esta terrible condición.

Protege la piel

Los bioflavonoides activos en el saúco son ejemplares para la salud de la piel, es por eso por lo que el sáuco se puede usar en la cosmética.

Sus niveles altos de vitamina A y antioxidantes hacen que el saúco sea perfecto para la prevención y disminución de las arrugas, ayudando también a desvanecer manchas en la piel, dándole brillo y tono.

Aumenta la inmunidad

El jarabe de la baya del saúco tiene ciertas cualidades antibacterianas y antiinfecciosas y es muy comúnmente usado para protegerse de la influenza durante las temporadas malas, donde parece que todo el mundo la está contagiando.

Además, las bayas de saúco pueden proteger contra los efectos de los desórdenes autoinmunes, incluso aliviando ciertos síntomas y el dolor asociado con el SIDA.

Un documento de 2011 publicado en Romanian Biotechnological Letters, citó un estudio en el que se encontró que las ratas que recibieron polifenoles de saúco ayudaban a las defensas inmunitarias al aumentar el número de GB.

Cómo hacer un jarabe de sauco para fortalecer el sistema inmune

Ingredientes para el jarabe de saúco

  • jugo de medio limón
  • ½ taza de bayas de saucos secos*
  • 2 cm aproximadamente de jengibre fresco
  • 2½ tazas de agua filtrada
  • ⅓ taza de miel cruda

Cómo prepararlo

  1. En un recipiente grande, calentar el agua con las bayas y el jengibre, a fuego medio-alto, hasta que alcance el hervor.
  2. Una vez que haya hervido, reducir el fuego al mínimo, y mantener a esta temperatura por unos 20 minutos. Una parte del agua se habrá evaporado para entonces.
  3. Retirar del fuego.
  4. Con un colador pequeño, o una telilla para hacer queso, colar la preparación.
  5. Cuando el liquido ya no este caliente, agregar la miel cruda y el jugo de limón, y mezclar.
  6. Se puede almacenar en una botellita de vidrio en el refrigerador en los meses de verano o en un lugar seco en los meses de invierno.

Notas

Para los/las que tienen acceso al sauco fresco, simplemente se remueven los frutos de las ramas, y se prepara siguiendo las mismas instrucciones, excepto por la cantidad de agua, que es lo único que varia. Utilizar aproximadamente 1½ taza.

Efectos secundarios del uso del jarabe de saúco

Si vas a cocinar las bayas de saúco para consumir, debes tener precaución debido a que la mayoría de las bayas de ese género que es el Sambucus, son tóxicas.

Las hojas y ramas de estas especies contienen oligoelementos de cianuro, que pueden acumularse en tu cuerpo, sobre todo si no las consumes con precaución. Acumularlo en el cuerpo eventualmente pone en alto peligro tu salud, así que ten cuidado.

Ahora, si tomamos en cuenta que tan pocas especies son comestibles, no vayas a cosechar bayas de saúco que sean silvestres y se aconseja ir por bayas de saúco en lugares autorizados para su venta.

Además, son frecuentes las alergias a las plantas silvestres. Sólo se cuidadoso al agregar el saúco a tu dieta si tienes alergias a los alimentos.

También, se sabe que el saúco actúa como diurético, así es que, si sufres de problemas con los riñones, estas plantas pueden exacerbar los síntomas.

Sin embargo, a pesar de que tienes que tener cuidado con sus efectos secundarios, el saúco es una planta llena de nutrientes beneficiosos, usados en la medicina tradicional durante cientos de años.

Acerca del autor

Avatar

Juan Carlos Cantú

El Doctor Juan Carlos Cantú es Cirujano general (Cirugía Endoscópica) con amplia experiencia en la redacción de artículos médicos para sitios web de salud y bienestar.