Alimentación Alimentación sana

Alimentos que puedes incluir en tu desayuno si sufres de artritis

Puedes aprovechar el desayuno para incluir alimentos que ayuden a evitar la inflamación y otros padecimientos relacionados a la artritis, a continuación te mencionaremos algunos de estos alimentos que puedes incluir en el desayuno.

El desayuno es considerado una de las comidas indispensables para mantener la salud del organismo. Gracias al desayuno, se le aporta al cuerpo los nutrientes necesarios para comenzar el día llenos de energía y vitalidad, por lo que es el aliado perfecto para colaborar en la reducción de los síntomas ocasionados por algunas enfermedades inflamatorias.

Tal es el caso de la artritis, que se ha comprobado, puede ser llevada de manera más amigable si se cambian algunos hábitos en el desayuno, que permiten combatir la inflamación que ocasiona esta enfermedad.

Importancia del desayuno frente a las enfermedades inflamatorias

Es importante tener conocimiento de ello ya que, al contrario de lo que muchas personas piensan, la artritis es muy común, de hecho, su índice de incidencia en la población actualmente se bastante alto, pero lamentablemente aún no se entiende ni se puede controlar del todo, a pesar de los avances tecnológicos que se han desarrollado en materia de medicina.

Esto es debido a que la artritis no es una sola enfermedad, sino que se han descubierto una cantidad increíble de tipos de artritis y padecimientos asociados a la misma, lo que dificulta su estudio y tratamiento al no presentar un patrón único de afectación al paciente. Por ello, y para ayudar a reducir la inflamación, aquí te recomendamos algunos alimentos que puedes incluir en tu desayuno si sufres de artritis.

No dejes de leer:
Deliciosa receta "a puro Magnesio", para ayudar a combatir la migraña

¿Qué alimentos es recomendable consumir?

Para aquellos que padecen osteoartritis o artritis reumatoide, es aconsejable que sigan una dieta especial. Algunos de los alimentos más saludables pueden ser los siguientes:

  • Las frutas más recomendadas son la piña, melocotones, cerezas, manzanas, peras, naranjas, kiwis, bayas y uvas pasas.
  • Verduras como el calabacín, calabaza, zanahorias, remolacha y pimiento.
  • Pescados como el salmón o el atún.
  • Cereales y granos integrales.
  • Semillas y frutos secos al natural.
  • Saludables hierbas y especias como el jengibre, ajo, salvia, orégano y romero.

Desayunos que puedes incluir

La alimentación matutina es una de las más importantes, y además, es la comida principal de la que nuestro cuerpo, incluido el cerebro, se aprovecha para funcionar mejor y tener un rendimiento óptimo, si en el desayuno incluimos aquellos alimentos que pueden mejorar nuestra salud, obtendremos una recompensa que se refleja en el bienestar general.

El zumo de zanahoria para desayunar

Zumo de zanahorias para tratar la artritis

Un jugo que toda persona que sufra de artritis debe consumir en su desayuno es el de zanahoria y esto es obligatorio que lo anotes, pues la zanahoria es rica en antioxidantes, carotenoides y como si no fuera suficiente incorpora K, D y C, estas ayudarán a conservar la salud de las articulaciones y lo más increíble de todo, ayuda a la síntesis de colágeno, algo que los que sufren mucho de las inflamaciones producto de la artritis agradecerán. Consume el zumo de las zanahorias todas las mañanas y aprovecha sus beneficios.

No dejes de leer:
Usar quinoa para diabéticos y dietas reductoras

Ruedes preparar estas variaciones de jugos:

  • Jugo de zanahoria, remolacha y pepino
  • Jugo de apio, col y zanahoria, con un poco de perejil
  • Jugo de apio, con sólo una pizca de lima o limón.

Otros alimentos que puedes consumir como complemento en el desayuno son los frutos secos como el pistacho y los frutos rojos, aunque en general, cualquier fruta consumida moderadamente ayuda a mejorar los síntomas de la inflamación. Las fresas, piña, cerezas, uvas y otras frutas rojas son importantes de consumir pues tienen propiedades nutricionales que ayudan a conservar las células por más tiempo, como los antioxidantes o el ácido ascórbico, que es una versión de la vitamina C.

Prueba estos alimentos incorporados en tu desayuno y notarás no solo una ayuda nutricional para evitar la inflamación y cuidar la artritis, sino que te harán sentir con más energía durante el día.