Alimentación Salud

Cómo mejorar la circulación de la sangre

Circulación de la sangre

Para mejorar la circulación de la sangre es necesario llevar a cabo ciertos cambios de hábitos y beneficiarse, por ejemplo de masajes, eliminar ciertos factores que causan mala circulación y poder evitar las complicaciones que pueda causarnos en el organismo.

El término circulación se asocia más comúnmente con la circulación de la sangre en el cuerpo. La circulación de la sangre es responsable de la acción que mueve nutrientes, gases y desechos hacia y desde las células, y ayuda a estabilizar la temperatura corporal y pH para mantener la armonía.

No podemos vivir sin la sangre que circula por todo nuestro cuerpo. El corazón actúa como una bomba, manteniendo nuestra sangre fluyendo a los pulmones para conseguir oxigenarlos, y luego llevarla a nuestros órganos, a continuación, llevando la sangre desoxigenada de nuestros órganos a los pulmones para ser oxigenada nuevo. Cuando se ve comprometida la circulación, el oxígeno no llega a todos los órganos y áreas que necesita, y nuestro sistema puede fallar. Mejorar la circulación de la sangre debe ser la solución.

La circulación y el cuerpo

La circulación de la sangre está muy estrechamente relacionada con la salud. La circulación también significa la circulación de la linfa en el cuerpo. Si sospechas que tienes problemas de circulación de la sangre, es esencial que aprendas a mejorar la circulación.

El sistema linfático es una parte integral del sistema inmunitario – que todos sabemos que es muy importante para la salud. Ciertas condiciones y hábitos de vida pueden conducir a la mala circulación, como la diabetes, la artritis, el tabaquismo, la obesidad y la falta de ejercicio, por nombrar algunos, y del mismo modo los problemas de circulación de la sangre pueden llevar a muchas condiciones y enfermedades.

Aprender a mejorar la circulación de la sangre reducirá la posibilidad de sufrir una serie de enfermedades dolorosas como forúnculos, sabañones y hemorroides, entre otros.

No dejes de leer:
Estiramientos de yoga para aliviar el dolor de la ciática

Condiciones causadas por la mala circulación de la sangre

  1. Ojeras
  2. Manos y pies fríos
  3. Comezón
  4. Problemas de los ojos
  5. Vértigo y mareo
  6. Calambres musculares
  7. Entumecimiento
  8. Úlceras en las piernas
  9. Forúnculos
  10. Coágulos de sangre
  11. Túnel Carpiano
  12. Sabañones
  13. Hemorroides
  14. Enfermedad de Raynaud
  15. Varices
  16. Enfermedad Cardiovascular
  17. Pérdida de la memoria
  18. Circulación de la sangre en los niños

Mientras que los adultos suelen ser el grupo de edad más común para lidiar con la mayoría de los problemas de circulación, los niños pueden verse afectados por ellos, también. Puesto que el corazón es el órgano principal del sistema circulatorio, responsable del funcionamiento pulmonar y sistémico, los bebés que nacen con cardiopatías congénitas complejas son especialmente propensos a experimentar dificultades.

Sea que se hayan realizado o no intervenciones quirúrgicas de carácter temporal o correctivas para esta condición, cualquier defecto en el flujo sanguíneo normal puede tener un impacto significativo en el desarrollo físico y mental de un niño, de crecimiento hasta de rendimiento conductual y académico.

Ayuda para la mejorar la circulación de la sangre

Siguiendo un estilo de vida saludable es una de las mejores maneras de promover y mejorar la circulación de la sangre. Mientras que los niveles altos de colesterol pueden conducir a la obstrucción de las arterias, a depósitos de placa y a la hipertensión, comer un alto contenido de fibra y una dieta baja en grasa, ayudará a mejorar la circulación de la sangre. Hacer ejercicio con regularidad, mantener un peso saludable y dejar de fumar son factores que contribuirán, también.

Más información sobre circulación

Si estás teniendo problemas en sanar, experimentando color azulado o palidez, o estás teniendo las manos y/o pies fríos, incluso a una temperatura agradable, es posible que tengas problemas de circulación de la sangre. También debas preguntarte cómo puedes mejorar la circulación de la sangre.

No dejes de leer:
Las maravillosas propiedades medicinales de la papaya

Consejos para la prevención de la mala circulación de la sangre

mejorar la circulación de la sangre

  • Bebe mucha agua, por lo menos ocho vasos al día para una correcta hidratación
  • Come verduras de hoja verde, frutas, granos enteros, legumbres, pescado y aves de corral en pequeñas porciones y que sea orgánico
  • Limita el azúcar, el alcohol, proteínas, productos lácteos, sal, cafeína y productos de harina blanca refinada, como la pasta
  • Bebe limonada con jugo de limón real – el jugo de limón contiene citrato
  • Haz ejercicio regularmente
  • Aumenta el consumo de suplementos de magnesio y vitamina B6
  • Utiliza compresas calientes o compresas de aceite de ricino para aliviar el dolor y los calambres
  • Prueba la terapia de masaje, que también puede ayudar a mejorar la circulación

Alimentos para mejorar la circulación de la sangre

  • Las frutas y verduras de cualquier tipo son buenas para la salud, especialmente naranjas, que proporcionan altos niveles de bioflavonoides para promover el flujo de sangre al tiempo que fortalece los capilares, así como la sandía, una fuente natural de licopeno, que se conoce ayuda a prevenir la acumulación de placa, un obstáculo común para el flujo de sangre, para ayudar a promover la circulación sana.
  • Los frutos secos son ricos en vitamina B3, que ayuda a impulsar la sangre.
  • El ajo también ayuda a promover la circulación.
  • Evita las grasas saturadas y trans, así como las bebidas gaseosas azucaradas o bebidas de frutas. Esto ayudará a diluir la sangre de modo que pase más fácilmente a través de los vasos sanguíneos pequeños.

Una investigación y redacción de Vida Lúcida