Consejos Salud

Esta es la razón por la que nunca debes dormir del lado derecho

La mayoría de nosotros tenemos alrededor de 8 horas de sueño por noche. Esto significa que estamos dormidos por un tercio de nuestras vidas y la posición en la que dormimos puede tener gran repercusión tanto en nuestro correcto descanso como así también en nuestra salud.

Por qué nunca deberías dormir de tu lado derecho

El sueño es muy importante para nuestro bienestar, por lo que si sueles dormir mal, no sólo te sentirás cansado, sino que todo el cuerpo puede entrar en un desequilirio, ocasionando algunos inconvenientes de salud.

Después de un reciente estudio realizado por el Journal of Clinical Gastroenterology, también hemos llegado a aprender que no es cuánto sueño tenemos lo que cuenta, sino cómo dormimos .

El estudio demuestra específicamente que nuestra posición al dormir puede tener un efecto dramático en nuestra salud. Y dormir del lado derecho no resulta la posición adecuada.

1. Malo para el corazón

Dormir en el lado izquierdo hace que sea más fácil para el cuerpo distribuir la sangre al organismo. Esto se debe a que las arterias están a la izquierda. Cuando dormimos de nuestro lado derecho, la sangre tiene que bombear hacia arriba primero. Sin embargo, si duermes hacia el lado izquierdo las arterias consiguen una mejor circulación.

2. Ralentiza la digestión

No dejes de leer:
Batido de melón y pepino para perder peso.

Cuando dormimos en nuestro lado derecho, es más fácil para los ácidos del estómago subir al esófago , lo que termina causando la acidez estomacal. Así que si tienes problemas digestivos es importante que duermas hacia tu lado izquierdo para que los ácidos del estómago no te jueguen una mala pasada.

3. No ayuda al drenaje linfático

Dormir en nuestro lado izquierdo también es mejor para el drenaje del sistema linfático, según muestra el estudio.

El sistema linfático transporta nutrientes importantes, así como su aporte en la limpieza del cuerpo a través del deshecho de cosas que no necesita.

4. No se adapta correctamente a nuestra anatomía

Tanto el estómago como el páncreas están en el lado izquierdo del cuerpo. Por lo tanto, el cuerpo tiene que trabajar más duro si dormimos hacia nuestro lado derecho.

5. Libera la presión del bazo

El bazo también está en el lado izquierdo del cuerpo. El trabajo del bazo es limpiar nuestra sangre. Los productos de desecho se transportan a través del sistema linfático hacia el bazo, lo que puede rechazar los productos más rápidamente. Dormir del lado izquierdo ayuda al bazo a trabajar más eficazmente.

Si no tienes algún problema de salud que impida que puedas descansar del lado izquierdo, estás a tiempo de modificar la posición en la que duermes para no solo conseguir un mejor descanso sino también para ayudar al organismo a trabajar con más equilibrio.

No dejes de leer:
11 maneras en que el magnesio puede sanar tu cuerpo y mente
Comparte esto: