Psicología Relaciones de pareja

Los hombres aman estas 5 cosas de las mujeres y no son físicas

Mientras que los hombres son típicamente criaturas visuales encontrando encantadora la apariencia externa de su compañera, hay más hombres que encuentran atractivos rasgos que muy apenas son físicos. Las mujeres bonitas, después de todo, están en todas partes. Pero no todas ellas tienen lo que los hombres están buscando en una compañera. Lo que realmente destaca para los hombres y hace una impresión duradera va más allá del cuerpo de una mujer.

lo que los hombres aman

Los hombres aman estas 5 cosas de las mujeres y no son físicas

1. Amabilidad

No tienes que ser tierna para ser amable. Puedes mantener un sano sentido de ti misma mientras sigues mostrando bondad hacia los demás. Y la empatía es un rasgo atractivo en cualquiera, no sólo en las mujeres. Una persona se llena de orgullo y de asombro cuando ven a la persona que aman mostrando compasión y amabilidad hacia los demás, incluso extraños.

Además, la bondad es una herramienta útil en las relaciones para poner fin a los desacuerdos. Algunas mujeres parecen prosperar al menospreciar a sus hombres en las discusiones, cortándolos con palabras e insultos mordaces. Otras mujeres saben responder primero con bondad, pero es vital que ella también sepa defenderse, sin insultar a la otra parte. Y la bondad a menudo detendrá una discusión subida de tono. Sabes lo que quieren decir, después de todo, fulmínalos con amabilidad.

No dejes de leer:
Viuda en duelo da a marido una maravillosa despedida.

2. Sentido del humor

Una mujer atractiva sabe reírse, y quizás más importante, sabe reírse de sí misma. Esto también significa que ella no se toma demasiado en serio y es capaz de ocasionalmente mandar a volar el trabajo y las juntas sin que sea un gran problema para ella. Una dosis saludable de espontaneidad hace las cosas emocionantes, y de vez en cuando, es bueno para sacudir la rutina. Mantiene las cosas interesantes en la relación.

3. Confiada y orientada a objetivos

Establecer objetivos y posteriormente lograrlos, indica un fuerte sentido de confianza. También muestra que sabes dónde estás y dónde quieres estar. La confianza y la fijación de metas son características atractivas porque indican que una mujer, o una persona en general, sabe lo que quiere de la vida.

Por supuesto, hay una diferencia entre confiado y narcisista. El primero reconoce las necesidades de los demás mientras que el otro sólo permite el suyo. Es una cualidad maravillosa para una mujer, saber que es digna de respeto sin tener un ego inflado para estropearlo.

4. Emocionalmente madura y responsable

La responsabilidad emocional de una mujer es increíblemente atractiva para los hombres. Ellos quieren a una mujer que no culpe a otros por sus defectos, que no manipule a otros con lágrimas, ira y berrinches para obtener una respuesta. Aunque no todas las mujeres exhiben estos rasgos negativos, y para estar seguros, algunos hombres los exhiben también, usar sus emociones para intentar controlar a otros es inmaduro y absolutamente poco atractivo. Si sabes cómo asumir la responsabilidad de tus propias emociones y no proyectarlas en los demás, es un hecho que posees una calidad muy atractiva para un hombre.

No dejes de leer:
10 malos pensamientos que te dañan mucho y no te das cuenta

5. Habilidades de comunicación fuertes

La capacidad de tener conversaciones profundas y significativas es una calidad atractiva. Pero va más allá de eso. Los hombres, además de la gente en general, lo prefieren cuando no tienen que leer la mente de alguien para entender lo que quieren. Ahorra mucho dolor cuando expresas muy bien lo que piensas y expresas tus necesidades y deseos. No es justo insistir en que no quieres nada para tu cumpleaños mientras todavía esperas que te sorprendan con un regalo de todos modos. Esto va de la mano con el número cuatro de esta lista, saber lo que quieres y no recurrir a los juegos mentales para conseguirlo.

Ser capaz de comunicarse también se presta a ser capaz de borrar el conflicto de una manera rápida y eficaz. Y los comunicadores fuertes son también oyentes fuertes – saben escuchar todos los lados de una discusión antes de hablar ellos mismos.

Comparte esto: