Diabetes Diagnósticos Salud Síntomas

¿Qué es la cetoacidosis diabética y cuáles son sus síntomas?

La cetoacidosis diabética es una de las complicaciones más temidas de la diabetes mellitus, por sus serias implicaciones agudas en el organismo que pueden llegar a ser letales.

Mujer con síntomas de cetoacidosis diabética

La diabetes mellitus es una enfermedad crónica metabólica caracterizada por niveles elevados de glucosa en sangre (glicemia). La elevación de la glicemia, también llamada hiperglicemia, es el resultado de alteraciones en la producción y/o acción de una hormona pancreática conocida como insulina. La insulina permite el paso de la glucosa a los tejidos, haciendo que desciendan por consiguiente los niveles de glicemia, evitando así las repercusiones de la elevación de la glucosa en sangre.

Mecanismo de producción de la cetoacidosis diabética

La cetoacidosis diabética, es por lo tanto un estado de estrés metabólico extremo para el organismo, producto de la deficiencia de insulina, que conlleva a un aumento de los niveles sanguíneos de glucosa, activando una vía metabólica de degradación de los ácidos grasos (conocida como lipólisis).

Los ácidos grasos se degeneran en unas moléculas llamadas cuerpos cetónicos mediante un proceso conocido como cetogénesis.

El exceso de cuerpos cetónicos hace que el pH de la sangre se torne ácido, por lo que el organismo activa mecanismos compensatorios para regular la cantidad de ácido en su interior con la finalidad de no generar daño a sus órganos.

Sin embargo, de continuar elevados los niveles de glucosa en la sangre, se siguen generando cuerpos cetónicos y el organismo pierde su capacidad reguladora de contrarrestar el estado de acidez.

Cuando el pH sanguíneo disminuye por debajo de 7,35 se dice que existe una acidosis metabólica asociado a la cetoacidosis diabética, provocando un estado generalizado de falla multiorgánica que pone en riesgo la vida del paciente.

Síntomas de la cetoacidosis diabética

En general, la cetoacidosis diabética se desarrolla rápidamente, en el curso de pocas horas a un día. Es típica la aparición de aumento en la frecuencia de orina (poliuria), acompañada de sobreingesta de líquidos (polidipsia) junto con vómitos y deshidratación moderada o severa.

En el caso de seguir su curso, la cetoacidosis diabética generará alteraciones del estado de conciencia, con desorientación, disminución de capacidad de respuesta y reacción, convulsiones e incluso estado de coma.

En resumen, los síntomas de la cetoacidosis diabética son:

  • Poliuria.
  • Polidipsia.
  • Polifagia (aumento en la ingesta de comida).
  • Pérdida de peso (secundario a la alteración en el metabolismo de la glucosa).
  • Náuseas y vómitos.
  • Astenia (debilidad).
  • Estado mental alterado (confusión, letargo, somnolencia, estupor, coma, dependiendo la severidad de la acidosis).
  • Aliento cetónico (olor característico a manzana).
  • Respiración de Kussmaul (hiperventilación profunda secundaria a un efecto compensatorio fisiológico de la acidosis).

Factores de riesgo para la cetoacidosis diabética

Es posible que la cetoacidosis diabética pueda verse en las distintas presentaciones de la diabetes:

Mellitus tipo I, II y gestacional, siendo incluso la primera manifestación clínica que permite hacer el diagnóstico de diabetes tipo I, lo que en esos casos puede representar mayor riesgo para la vida sino se está preparado y se cuenta con la atención médica oportuna.

Existen factores que pueden verse asociados a los síntomas clínicos del paciente, siendo la mayoría de estos, generadores directos de la cetoacidosis diabética.

Estos factores de riesgo incluyen las infecciones respiratorias o urinarias en su mayoría (aunque pueden ser resultado de otro tipo de infección), que generan mayor dificultad de metabolizar la glucosa y elevan sus niveles en sangre, independientemente de que se esté cumpliendo al pie de la letra el tratamiento hipoglicemiante y/o insulina.

Otros factores importantes a mencionar incluyen: un tratamiento irregular por omisión de algunas dosis o el uso de dosis por debajo de los rangos terapéuticos de insulina o hipoglicemiantes, abuso de comidas procesadas, el uso de drogas o alcohol, traumatismos mayores, tiempos de ayuno prolongados, cirugías o cualquier factor generador de estrés.

La cetoacidosis diabética, representa una complicación frecuente y severa de la diabetes mellitus con un nivel importante de mortalidad sino se diagnostica precozmente, y se realiza el tratamiento indicado. Es por ello que la recomendación general se basa en reconocer los síntomas mencionados de manera oportuna y consultar a tu médico tratante para recibir las indicaciones más adecuadas a seguir, según sea tu caso particular.

5/5 (5 Reviews)