Dietas Tés

Propiedades del té verde para bajar de peso

Las propiedades que contiene el té verde puede ayudarte a bajar de peso, sin embargo es necesario que comprendas en profundidad en qué manera puede resultar beneficioso dentro de un plan de dieta estratégico.

té verde para bajar de peso

Además de los conocidos aportes a la salud del té verde, se ha vuelto muy popular en el mundo entero debido a que se considera que el té verde para bajar de peso es muy recomendable. Así es como ha ido sumando adeptos, que buscan perder kilos de la mano de una bebida más que saludable.

Té verde para adelgazar

El té verde se ha vuelto muy popular en el mundo entero debido a sus grandes capacidades antioxidantes, entre otras. Pero también es cierto que varios se inclinan por él debido a que el té verde sería una buena opción para la pérdida de peso.

Cómo funciona el té verde para bajar de peso

Si bien no existen investigaciones que puedan afirmar esto de manera totalmente tajante, se estima que el té verde para perder peso funciona de manera efectiva. De hecho, existen estudios que han comprobado que las personas que lo bebían varias veces al día, aumentaban en un porcentaje significativo su gasto de energía, sin acelerar el ritmo cardíaco.

Uno de ellos, realizado en el Hospital Universitario de Tainan, Taiwan, determinó que el té verde es un buen agente de termogénensis, ya que de aquellas personas que habían estado consumiendo té verde por un largo período de tiempo, se detectó una reducción del porcentaje graso de 19,6 por ciento y un 2,1 por ciento de reducción de la grasa localizada en la cintura.

También hay mucha gente que realiza la conocida dieta del té verde. Básicamente consiste en realizar una dieta hipocalórica, a la que se incorporan tres tazas diarias de la bebida, consumiendo una después de cada comida (pero siempre esperando, al menos, media hora para evitar que no se absorba bien el hierro de los alimentos). De tal modo, se suman los beneficios del té verde para bajar de peso, a los efectos de la dieta.

No dejes de leer:
3 Maneras de usar el limón con agua para perder peso

3 propiedades del té verde para perder peso

Entre las principales propiedades del té verde para ayudar en la pérdida de peso, podemos encontrar estas tres características más importantes:

Es un agente de termogénesis

Básicamente, esto significa que el té verde tiene capacidades para quemar grasas. Ayuda naturalmente a gastar más energías y esto se traduce en un descenso de peso. Por el sólo hecho de consumir este té, ya contarás con un mayor consumo energético de tu organismo.

Acelera el metabolismo

Los polifenoles (sustancias antioxidantes) que se encuentran en el té verde, tendrían un interesante efecto acelerador del metabolismo. Esto ayudaría a que las enzimas digestivas trabajen mejor y, sobre todo, más rápidamente, logrando el consabido efecto adelgazante que tiene el té verde.

Es diurético

Como cualquier otra sustancia con estas capacidades, el consumo de té verde ayuda a mejorar la diuresis. De esta forma, no sólo se depura el organismo de toxinas acumuladas, sino que ayuda a reducir la hinchazón y a expulsar líquidos retenidos.

¿Cómo usar el té verde para bajar de peso y obtener estas propiedades?

la dieta del té verde para bajar de peso

  1. Si lo que pretendes es usarlo como agente de termogénesis, sobre todo para entrenamiento deportivo y cuestiones relacionadas, quizás tomándolo como un suplemento alimenticio, mediante cápsulas, comprimidos o extractos, sea la mejor forma.
  2. Si en cambio lo que pretendes es obtener sus beneficios metabólicos, el formato es indistinto. Para eso basta que lo consumas en infusión o en otras modalidades. Lo más importante es tener regularidad y hacerlo a diario.
  3. Si pretendes gozar de sus beneficios diuréticos, lo mejor es tomarlo en infusión, así depuras el tracto urinario y eliminas el líquido retenido, aunque también lo incorpores a través de la bebida.

La dieta del té verde

Con esta infusión lograremos estimular la combustión de las grasas para comenzar la reducción del peso.

El té verde es considerado por sus propiedades para hacer que las personas bajen de peso. La dieta de té verde es muy sencilla de hacer y no requiere grandes sacrificios. Estimula la combustión de las grasas y dificulta su absorción, por lo tanto no son muchas las limitantes a la hora de comer.

No dejes de leer:
Mi hija sanó del eczema con una dieta de frutas y verduras crudas

La dieta de té verde consiste en beber diariamente una taza del té, antes o después de cada una de las comidas principales. Todo esto tomando en consideración la ingesta de comidas sanas, evitando en lo posible frituras o exceso de grasas, dulces y alimentos chatarra; aumentando por el contrario frutas, verduras y legumbres.

Beber mayor cantidad de té no contribuye a adelgazar más rápidamente. Lo que sí debes hacer es beber suficiente agua entre las comidas y realizar alguna actividad física para tonificar los músculos y percibir los efectos de adelgazamiento con mayor rapidez.

Cómo seguir correctamente esta dieta

Propiedades del té verde para bajar de peso

La forma correcta de ingerir las tres tazas diarias de té verde es la siguiente:

  • Primera taza: en ayunas, lo más caliente posible y con el jugo de un limón.
  • Segunda taza: 20 minutos después de comer, sin endulzar y procurando no ingerir nada luego de beber el té.
  • Tercera taza: después de cenar y antes de acostarse. Procura cenar hora y media antes de dormir para dar tiempo suficiente al proceso digestivo y descansar correctamente.

La dieta de té verde la puedes realizar hasta observar resultados positivos en el organismo.  Una propuesta de dieta puede ser la siguiente:

  • Ayuna: vaso de té verde caliente sin endulzar. No comer en los 30 minutos siguientes.
  • Desayuno: taza de leche con cereal, o pan tostado integral con vegetales y queso desnatado. Las frutas preferiblemente se consumen en las meriendas.
  • Comida: Platillo cocinado con ensalada de varios vegetales. De bebida solo una taza de agua tibia o jugo de vegetales sin azúcar.
  • Entre comidas: media hora después de haber comido, bebe una taza de té verde con limón, sin endulzar.
  • Cena: sándwich, pizza integral o ensalada con aceite de oliva.
  • Antes de dormir: una taza de té verde caliente.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida