remedios caseros Salud

10 remedios caseros para curar la bronquitis

Si te despiertas una mañana, con la esperanza de que has luchado con esa tos terrible, sólo para encontrarte tosiendo flemas de nuevo, puedes haber desarrollado una infección bastante dolorosa que puede indicar una bronquitis.

bronquitis

¿Qué es la bronquitis?

Antes de pasar a decirte algunos remedios fáciles que pueden ayudar con la bronquitis aguda, tienes que saber un poco más acerca de la propia infección. Armado con esta información, tendrás una mejor oportunidad de luchar contra ella.

La bronquitis aguda es una infección bastante común que aflige al menos 1 de cada 10 personas que te encuentras en tu camino al trabajo. Muy a menudo, la bronquitis es causada por el mismo virus que pone ocasiona los resfriados y la tos, la bronquitis también puede ser causada por bacterias o incluso hongos.

La Bronquitis menudo sigue luego de un resfriado común cuando tu resistencia se encuentra muy baja. Si no se corrige, la bronquitis puede conducir a la neumonía que puede ser potencialmente mortal.

¿Cómo saber si tienes bronquitis?

  • Tos persistente con la expulsión de moco
  • Las sibilancias
  • Molestia en el pecho
  • Dificultad para respirar

Remedios caseros para la bronquitis:

gráfico de bronquitis

Si te sientes relacionado con los síntomas anteriores, puede que padezcas de bronquitis, y es hora de que hagas una visita a tu médico. A la par con algunos antibióticos para reducir la flema, los siguientes remedios caseros son esenciales para acelerar tu recuperación.

1. Haz gárgaras:

Escupe cada vez que tosas y deshazte de ese esputo. Mejor fuera que dentro. Inhala vapor en casa, pero ten cuidado al hacerlo. El agua hirviendo puede dejar quemaduras si no se tiene cuidado. Haz gárgaras con agua tibia y recuerda agregar sal a la mezcla, una pizca de cúrcuma añadida al agua te ayudará a descongestionar la flema de tus vías respiratorias.

No dejes de leer:
Increíbles beneficios del té de cáscara de limón

2. Aceite de eucalipto:

La propia fragancia de aceite de eucalipto puede calmar el más insistente y persistente dolor de cabeza. Mantén el aceite de eucalipto a mano. Pon unas gotas en tu pañuelo y huélelo a menudo. El aceite se dice que tiene capacidades que combaten gérmenes y ayuda a combatir la tos al matar los gérmenes. La inhalación de este aceite también ayudará a despejar las vías respiratorias estrechadas.

3. Las bebidas calientes:

A diferencia de la jerga común en muchas lenguas indígenas locales, por bebidas calientes no nos referimos alcohol. Asegúrate de mantener tu sistema respiratorio un poco húmedo para evitar el exceso de dolor debido a toser. Toma un montón de líquidos calientes, agua, té, café, sopa, chocolate caliente, etc. para mantener la garganta húmeda y evitar sentirla reseca ya que a menudo conduce a la irritación y una sensación de picazón.

4. Almendras:

aceite de almendras

Remoja almendras y cómelas con el estómago vacío y con un vaso de leche caliente. Recuerda masticar adecuadamente. También puedes aplastar algunas almendras en un vaso de jugo de naranja para obtener resultados rápidos. Las almendras son ricas en calcio, magnesio y potasio, y ayudan a combatir los gérmenes y las bacterias que causan la bronquitis.

5. Los chiles:

Come chiles ya que esto ayudará a diluir el moco espeso y tenaz, y expulsarlo de tu sistema. Los chiles, salsa picante o platos elaborados con la pimienta de cayena son un gran regalo cuando estás sufriendo un ataque de bronquitis o incluso frío.

No dejes de leer:
Remedio casero efectivo para reducir grasa y retención de líquido del vientre

6. Orégano exótico:

¿Sabías que el orégano es un gran antibiótico? El orégano se ha utilizado durante décadas para curar y luchar contra la bronquitis. Funciona como un agente anti-inflamatorio y anti-microbiano, y ayuda a reducir la congestión en el pecho debido a la hinchazón y detiene el progreso de la infección por frenar el crecimiento de bacterias y microbios.

7. Ajo y Miel:

Este es uno de los mejores remedios caseros para la bronquitis. Pica ajo y cebolla, y cómelos con miel. La combinación tiene que ser ingerida y sin masticar y se toma dos veces al día. Ambos, la cebolla y el ajo tienen propiedades antibióticas y te ponen en buen camino hacia la recuperación rápida. La miel también te ayuda a bajar la fuerza de la mezcla.

8. Un Dulce Remedio:

La canela y la miel, ingredientes alimentarios deliciosos, están cargados de antioxidantes y enzimas que envían al cuerpo en la actividad por la producción de glóbulos blancos que combaten las enfermedades y fortalecen el sistema inmunológico. La miel tiene un efecto calmante en la garganta también.

9. Té aromatizado:

No hay nada como una taza de humeante té caliente cuando estás mal por la bronquitis. Añade a tu té un poco de tomillo y primavera, y seguro haz preparado el mejor remedio casero que puede ayudar a combatir la bronquitis.

10. Bebe mucha agua:

El agua es un mucolítico natural. La mayoría de nosotros tragamos cucharadas de expectorantes (jarabes para la tos) olvidando que beber mucha agua pura tendrá el mismo efecto. Si te duele la garganta, calienta un poco de agua y disfrutar de ella durante todo el día.

Redacción: Equipo de Vida Lúcida