Bailar puede ayudar a revertir el envejecimiento en el cerebro

Dicen que la edad no es más que un número. Pero no importa cuán jóvenes o viejos podamos sentir, no se puede negar que nuestros cerebros aún envejecen. A medida que envejecemos, aproximadamente el 40% de las personas mayores de 65 años experimentarán algún tipo de pérdida de memoria. Sin embargo, estudios recientes muestran que el ejercicio como bailar, no solo ayuda a mantener un cuerpo sano y juvenil, sino también a tu cerebro.

bailar revierte el envejecimiento en el cerebro

Además del envejecimiento normal, las condiciones como la demencia y el Alzheimer afectan aún más al cerebro a medida que envejecemos.

Un estudio, publicado en la revista Frontiers in Human Neuroscience, demostró que el baile (en comparación con otras actividades físicas), fue abrumadoramente eficaz para revertir el envejecimiento en el cerebro.

Bailando para tu cerebro

Si te gusta salir y bailar, o si eres un asistente regular a la clase de baile, puede ayudarte a mejorar la funcionalidad de tu cerebro de varias maneras. Bailar puede ser una herramienta poderosa que permite nuevos desafíos para el cuerpo y la mente.

El estudio en cuestión examinó los escáneres cerebrales de resonancia magnética y su relación entre la degeneración cerebral relacionada con la edad. El estudio se realizó dentro de los 18 meses y comparó el baile con diferentes géneros, como el jazz y el latinoamericano, con el ejercicio tradicional.

Bailar semanalmente coreografías especiales hace que mejore el cerebro

Encontró que en individuos con una edad promedio de 68 años, su estructura cerebral hizo mejoras dramáticas después de participar en rutinas de baile coreografiadas semanalmente. Bailar revierte el envejecimiento del cerebro de ancianos.

El aumento percibido del área del hipocampo del cerebro debido a los ejercicios de baile es emocionante, ya que esta región del cerebro es más conocida por incurrir en declives relacionados con la edad. Especialmente para aquellos que pueden sufrir enfermedades como el Alzheimer, esta es una buena noticia. (2)

Te puede interesar:
Cómo depurar el sistema linfático con un batido de aguacate

Levántate y baila

El estudio mostró los beneficios de bailar se extienden mucho más allá del fortalecimiento de la región de la memoria (hipocampo) del cerebro.

La investigación también mostró que las rutinas de baile coreografiadas también aumentaron la resistencia, el entrenamiento de la flexibilidad y el equilibrio.

A medida que nuestros cuerpos y cerebros crecen, el equilibrio se convierte en la clave para mantener la salud y la seguridad en muchos casos. Especialmente para aquellos que son ancianos, mantener el equilibrio puede ser crítico para lesionarse gravemente.

El baile combina la aptitud aeróbica, las habilidades sensoriomotoras y las demandas cognitivas, al mismo tiempo que tiene un bajo riesgo de sufrir lesiones. Por esta razón, el baile parece ser una actividad que promete ser beneficiosa para mejorar el equilibrio y la estructura del cerebro.

Bailar equilibra la estructura cerebral en ancianos

El baile parece ser una intervención prometedora para mejorar el equilibrio y la estructura del cerebro en los ancianos. Combina la aptitud aeróbica, las habilidades sensoriales y las demandas cognitivas, mientras que al mismo tiempo el riesgo de lesiones es bajo.

Los investigadores creen que las mejoras en el equilibrio pueden estar relacionadas con la dificultad de coordinar los pasos y los patrones de los brazos junto con los cambios de velocidad y ritmo que se producen al aprender la coreografía.

Ahora sabemos que la danza puede ser una excelente manera de mantener y mejorar muchas de las funciones de su cerebro. No hay mejor momento para empezar a bailar como nadie lo está viendo que ahora. ¡Tu cerebro te lo agradecerá más tarde!

Bibliografía
  1. Merom, D., Grunseit, A., Eramudugolla, R., Jefferis, B., Mcneill, J., & Anstey, K. J. (2016). Cognitive Benefits of Social Dancing and Walking in Old Age: The Dancing Mind Randomized Controlled Trial. Frontiers in aging neuroscience8, 26. doi:10.3389/fnagi.2016.00026

Acerca del autor

Avatar

Tay Cuéllar

Licenciada en Arquitectura. Ha realizado prácticas en ramas como la Sustentabilidad, Construcciones naturales y Cultivos ecológicos de hortalizas. Redactora desde el año 2008, editora y cofundadora de Vida lúcida.