Las dietas de bajo aporte calórico podrían retardar el proceso de envejecimiento tanto como dejar de fumar

El deseo de ralentizar el proceso de envejecimiento ha llevado a numerosas investigaciones sobre estrategias efectivas.

Un hallazgo destacado sugiere que las dietas bajas en calorías no solo benefician la salud física, sino que también podrían ser tan efectivas como dejar de fumar en la ralentización del envejecimiento.

Relación entre calorías y longevidad

Investigaciones, como el estudio publicado en la revista Cell Metabolism, han demostrado que la restricción calórica puede influir en procesos metabólicos y moleculares que impactan directamente en el envejecimiento.

Este tipo de dieta implica la reducción controlada de la ingesta calórica sin comprometer la nutrición.

Restricción calórica y longevidad

Un estudio pionero llevado a cabo por el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento (NIA) en monos rhesus descubrió que la restricción calórica estaba asociada con una vida más larga y una mejor salud en general.

Este estudio, que se llevó a cabo durante varias décadas, demostró que los monos que siguieron dietas bajas en calorías experimentaron menos enfermedades relacionadas con la edad y vivieron más tiempo que aquellos que mantuvieron una dieta normal.

Comparación con dejar de fumar

La comparación entre la restricción calórica y dejar de fumar como estrategias para ralentizar el envejecimiento surge de un estudio publicado en la revista Cell Metabolism. Los investigadores analizaron datos de salud a largo plazo de individuos que practicaban restricción calórica y fumadores que dejaron el hábito.

Los resultados revelaron que, en términos de la ralentización del envejecimiento, las personas que seguían dietas bajas en calorías y aquellas que dejaron de fumar mostraban perfiles similares de marcadores biológicos asociados con la longevidad.

Ambos grupos experimentaron mejoras notables en la función cardiovascular y una disminución en la incidencia de enfermedades relacionadas con la edad.

Mecanismos biológicos implicados

La restricción calórica parece desencadenar una serie de respuestas moleculares y celulares que afectan positivamente la salud y la longevidad. Se ha observado una reducción en la inflamación, mejoras en la función mitocondrial y la capacidad antioxidante, y la activación de genes relacionados con la longevidad.

Recomendaciones y consideraciones

Aunque estos hallazgos son prometedores, es fundamental abordar las dietas bajas en calorías con precaución y bajo la supervisión de profesionales de la salud.

Además, se destaca que la restricción calórica no implica privación extrema, sino más bien una atención consciente a la calidad y cantidad de los alimentos consumidos.

Ralentizando el envejecimiento de manera sostenible

La investigación sugiere que las dietas bajas en calorías pueden ser una estrategia efectiva para ralentizar el envejecimiento, equiparándose en resultados positivos a dejar de fumar.

Estos hallazgos subrayan la importancia de adoptar enfoques de vida saludables que no solo mejoren la calidad de vida, sino que también impacten positivamente en la duración de la misma.

Bibliografía:

  1. «Caloric Restriction Delays Disease Onset and Mortality in Rhesus Monkeys», Cell Metabolism, 2017.
  2. «Overfeeding reduces insulin sensitivity and increases oxidative stress, without altering markers of mitochondrial content and function in humans», PLoS One, 2013.
  3. «Association of Longitudinal Changes in Body Mass Index With Change in Visceral Fat in the Framingham Heart Study», JAMA Cardiology, 2019.