Leer 6 minutos al día ayuda a reducir el estrés y aumentar la felicidad

Sin duda la mayoría de nosotros tenemos horarios bastante ocupados. Sin embargo, probablemente todos podamos encontrar tiempo para leer al menos 6 minutos al día. Quizás al final del día, cuando hayas terminado todas tus responsabilidades y finalmente puedas recostarte cómodamente en tu cama, puedas leer durante unos minutos antes de dormirte.

Los beneficios de leer para nuestra salud

La lectura ofrece muchos beneficios cognitivos y fisiológicos. Sin embargo, solo en Estados Unidos aproximadamente una cuarta parte de la población no han leído un libro en el último año. Al menos la mayoría de nosotros hemos abierto un libro (¡aunque solo hayamos leído unas pocas páginas!)

En el mundo de los libros encontrarás tantos temas y géneros para elegir. De hecho, probablemente podrías leer toda tu vida y aún así te quedarán miles o incluso millones de libros por descubrir.

No importa lo que te interese, puedes encontrar muchos libros tradicionales o libros electrónicos sobre el tema. Con una búsqueda rápida en Google, puede encontrar libros para elegir, ya sea que te interese la autoayuda, la fantasía, el romance, los libros sobre finanzas o algo más.

A continuación, veremos cómo la lectura puede mejorar tu salud, sin mencionar que te dará más sabiduría. ¿Quién no quiere aumentar su conocimiento y comprender la complejidad del mundo un poco más?

Estudio sobre cómo la lectura reduce el estrés

En la actualidad, la mayoría de las personas se sienten abrumadas y estresadas la mayoría del tiempo. Nuestro estrés proviene del trabajo, la familia, las responsabilidades, las relaciones y el rápido ritmo de vida en general.

Ya no nos damos suficiente tiempo libre. Ese ritmo rápido puede explicar el fuerte aumento de las enfermedades mentales de hoy. Con tantos estímulos para examinar, ¿cómo podemos saber a qué debemos prestar atención y qué cosas podemos ignorar?

Sin embargo, podemos encontrar maneras de desconectarnos de todo por un tiempo y relajar nuestras mentes. Quizás ni siquiera tenemos buscar más allá de nuestras estanterías para encontrar formas de reducir nuestro estrés y aumentar la felicidad.

Según un estudio de la Universidad de Sussex, leer solo 6 minutos por día puede reducir el estrés en un 68 por ciento. Esto puede ayudar a las personas a tener más claridad mental y reducir el estrés acumulado en el cuerpo.

Investigadores que llevaron a cabo el estudio analizaron los niveles de cortisol y la frecuencia cardíaca de los participantes antes de observar cómo respondían a las diferentes actividades. Leer libros redujo sus niveles de estrés más que todas las demás actividades en las que participaron.

Esto incluía escuchar música (61 por ciento), tomar una taza de té o café (54 por ciento) y caminar (42 por ciento). También descubrieron que jugar videojuegos redujo los niveles de estrés en un 21 por ciento, pero aumentó la frecuencia cardíaca.

Perderse en un libro es la máxima relajación. Realmente no importa qué libro leas, al perderte en un libro completamente fascinante, puedes escapar de las preocupaciones y tensiones del mundo cotidiano y pasar un tiempo explorando el universo de la imaginación del autor.

Esto es más que una mera distracción, es una participación de la imaginación, ya que las palabras en la página impresa estimulan tu creatividad y te hacen entrar en lo que es esencialmente un estado alterado de conciencia.

Otros beneficios para la salud de practicar la lectura

Por supuesto, todo depende de lo que elijas leer. Si lees principalmente noticias, es probable que te sientas aún más estresado o deprimido debido al contenido dañino o amarillista. Sin embargo, si lees sobre temas alegres y positivos, por ejemplo, sobre cómo tener un jardín o cómo los planetas afectan nuestro estado de ánimo, notarás una disminución de tu estrés.

1. Mejora la salud del cerebro

¿Sabías que los libros pueden reconectar tu cerebro? Investigadores han descubierto que cuando lees libros, tu mente emite señales específicas que viajan a lo largo de una compleja red de circuitos. A medida que mejora esta capacidad, los sistemas y circuitos se fortalecen y se vuelven más complejos.

En un estudio de 2013, los investigadores estudiaron la manera en que leer una novela afectaría el cerebro mediante escáneres de resonancia magnética. En el transcurso de 9 días, los participantes leyeron la historia «Pompeya». Mientras los lectores llegaban al clímax de la novela, más áreas de su cerebro se iluminaron a medida que los circuitos mejoraban.

Los investigadores descubrieron que a medida que los participantes leían el libro, y durante unos días después, su conectividad cerebral mejoró. Especialmente en la parte del cerebro que responde a las sensaciones físicas como el movimiento y el dolor, la corteza somatosensorial.

2. Aumenta la empatía

Estudios han demostrado que las personas que leen más ficción literaria, que involucra la vida de diferentes personajes inventados, tienen una mayor capacidad para relacionarse con los sentimientos de los demás.

Esto puede ayudar a las personas a construir y mantener relaciones sociales. Por supuesto, leer una novela de ficción probablemente no aumentará mucho las habilidades empáticas, pero investigaciones muestran que las personas que leen muchos libros de ficción pueden aumentar sus niveles de empatía.

3. Expande el vocabulario

Investigadores han descubierto que los estudiantes que comienzan a leer a una edad temprana generalmente tienen un vocabulario más extenso para cuando se convierten en adultos. El tamaño del vocabulario en realidad puede afectar muchos aspectos de tu vida, desde los puntajes de tus exámenes, hasta ser aceptado en alguna universidad y tus oportunidades de trabajo.

Muchas empresas buscan contratar personas que tengan la capacidad de comunicarse de manera efectiva. Leer libros puede ayudarte a hacerlo ampliando tu vocabulario.

4. Ayuda a prevenir el deterioro cognitivo relacionado con la edad

El Instituto Nacional sobre el Envejecimiento de E.E.U.U. recomienda leer libros para mantener tu mente activa a medida que envejeces. Estudios han demostrado que las personas mayores que mantienen su mente ocupada leyendo o resolviendo problemas matemáticos todos los días pueden mejorar o mantener su salud cerebral.

Sin embargo, ningún estudio ha demostrado definitivamente que la lectura pueda prevenir el Alzheimer o la demencia. Sin embargo, si has mantenido tu mente activa toda tu vida, esto mejora aún más tu capacidad cognitiva.

5. Te ayuda a dormir mejor

En lugar de estar en tu celular antes de acostarte, ¿por qué no mejor agarrar un viejo libro polvoriento? Los celulares y otros dispositivos que emiten luz de pantalla pueden interrumpir tu sueño debido a la luz azul, pero la lectura puede ayudarte a prepararte para dormir.

Asegúrate de elegir algo relajante en lugar de temas que puedan aumentar el cortisol, como los libros de acción o las noticias.

6. Disminuye los síntomas depresivos

Muchas personas sufren de depresión hoy en día, sin embargo, la lectura puede ayudar temporalmente a distraerte de la rumia y cambiar tu enfoque a una actividad diferente. Leer te permite escapar a tu propio mundo lejos de todos los dramas y problemas.

Al leer puedes envolverte rápidamente en la historia de los personajes y tomarte un descanso de la historia que vives en la vida real por un momento.

Además, algunos libros pueden darte técnicas y consejos para reducir la depresión. Los libros de autoayuda tienen muchos buenos consejos sobre cómo mejorar tu salud mental. Además, también mejoran tu vida en general.

7. Puede aumentar tu esperanza de vida

Un estudio sobre la salud y jubilación siguió a 3.635 participantes adultos durante 12 años. Los investigadores descubrieron que las personas que leían libros regularmente vivían 2 años más en promedio que aquellos que no leían o leían principalmente revistas y otros tipos de medios.

Los investigadores también descubrieron que los participantes que leían más de 3.5 horas por semana tenían un 23 por ciento más de posibilidades de vivir más que aquellos que no leían en absoluto.

Bibliografía:
  1. Berns, G. S., Blaine, K., Prietula, M. J., & Pye, B. E. (2013). Short- and long-term effects of a novel on connectivity in the brain. Brain connectivity3(6), 590–600. https://doi.org/10.1089/brain.2013.0166
  2. Kidd DC, Castano E. Reading literary fiction improves theory of mind. Science. 2013;342(6156):377‐380. doi:10.1126/science.1239918

Acerca del autor

Equipo Editorial

Equipo Editorial

Equipo editorial de Vida Lúcida. Somos un equipo de trabajo comprometido con la propuesta de temas informativos y redacción basada en fuentes serias y confiables para asegurar un artículo de calidad a nuestros lectores.