Consejos Salud

Mal olor bucal causado por los dientes y cómo tratarlo

La halitosis mejor conocida como mal aliento o mal olor bucal es el termino usado para describir el olor ofensivo que proviene de la cavidad bucal, asociado frecuentemente a mala higiene bucal o a enfermedades de la cavidad oral, pero también puede estar relacionado con enfermedades sistémicas severas que necesitan un diagnóstico y tratamiento específicos.

Mujer con mal aliento y mal olor bucal

La mayoría de personas sufren de mal olor bucal en algún momento de su vida. Con frecuencia los pacientes con halitosis la desconocen por la incapacidad de oler el propio aliento, o por estar acostumbrados a su aliento.

El aliento puede cambiar por diversos motivos, y el mal aliento puede manifestarse transitoriamente algunos momentos y situaciones de la vida diaria, o ser persistente y/o patológico y estar provocada por afecciones bucales o sistémicas como se explicó inicialmente.

Tipos de halitosis (mal aliento)

  • Pseudohalitosis: es la halitosis percibida por el paciente en la que no aparecen signos clínicos de halitosis real.
  • Halitofobia: cuando una vez eliminadas las causas y solucionado el problema, el paciente persiste en considerarse aquejado de halitosis.
  • Halitosis verdadera: puede dividirse en halitosis fisiológica y halitosis patológica que puede ser de origen bucal o no.

Halitosis verdadera

La mayor parte del mal olor bucal tiene su origen en factores bucales locales que producen un elevado metabolismo microbiano, lo que origina la emisión de moléculas volátiles responsables del mal olor.

Estudios afirman que el 80-90% del mal aliento es de origen bucal.  La halitosis verdadera a su vez, la podemos clasificar en fisiológica y patológica.

Halitosis fisiológica

Es de origen oral y está relacionada con el cubrimiento de la superficie de la lengua, se resuelve fácilmente con medidas de higiene oral.

  • Aliento matutino: el flujo de saliva disminuye mientras dormimos, esto facilita el crecimiento incontrolado de bacterias que producen un gas maloliente.
  • Edad: el aliento cambia con la edad. Desde la adolescencia a la edad media se hace progresivamente más áspero.
  • Prótesis dentarias: la ortodoncia y las prótesis pueden acumular restos de comida.
  • Saliva: el nivel de mal olor bucal es inversamente proporcional al flujo de saliva.
  • Tabaco: crea un aliento característico, que incluso puede durar más de un día después de fumar.
  • Alimentación: ciertos alimentos como el ajo o la cebolla pueden causar mal olor bucal.

Halitosis patológica

Su causa puede ser oral o extraoral. Es crónica, no se resuelve sólo con la higiene oral, aunque se puede enmascarar durante cortos periodos de tiempo.

  • Higiene oral deficiente: placa dental (sarro) y partículas de comida que permiten el crecimiento bacteriano. El origen lingual de la halitosis es el más frecuente en caso de ausencia de enfermedad de las encías
  • Caries: las caries de gran tamaño con acúmulo de comida generan un gran mal aliento.
  • Enfermedad crónica periodontal y gingivitis: la enfermedad de las encías es la causa más frecuente, a pesar de que gran parte de las personas con mal olor bucal no padece esta enfermedad. Se produce por el depósito de bacterias en la placa de los dientes. La presencia de inflamación activa y hemorragia acentúa el proceso de putrefacción.  
  •  Absceso dentario: pueden causar mal olor proveniente específicamente del diente afectado.
  • Gingivitis ulcerativa necrotizante: es una de las variantes de enfermedad de las encías pero mucho más agresiva, produce un típico olor metálico.

Tratamiento

Lo ideal es identificar la fuente de mal aliento así poder desarrollar un plan de tratamiento adecuado. Las siguientes son medidas generales que ayudarán a mejorar o inclusive erradicar el mal aliento:

  • La buena higiene bucal y que la dentadura esté en buenas condiciones son los mejores métodos. Uso de hilo dental, pastas fluoradas; la limpieza de la lengua, así como del paladar se debe realizar junto con el cepillado. Un cepillado vigoroso de la lengua por la noche y por la mañana ayuda a reducir el mal olor matutino.
    También se deben retirar y limpiar al menos una vez al día las dentaduras postizas y demás materiales protésicos. Se aconseja una visita semestral al odontólogo.  
  • Una dieta rica en frutas y verduras, baja en grasas y carne, reduce la halitosis.
  • Evitar el consumo de tabaco.
  • Consumir suficiente agua para evitar la sequedad bucal y disminuir el consumo de bebidas altas en cafeína.
  • Masticar chicle ayuda a reducir el mal olor bucal ya que aumenta el flujo salival.
  • El uso de enjuagues bucales, se recomienda usarlos antes de dormir, ya que los restos del producto quedan en la boca por la noche, que es cuando la actividad bacteriana es mayor, y el flujo de saliva menor.
  • La halitosis patológica de origen oral está producida principalmente por la enfermedad de las encías, así como y deficiencias en material protésico que pueden aumentar el acúmulo de restos de comida y material de desecho. Por lo tanto, el tratamiento es odontológico combinado con medidas generales.

Es importante que acuda a su médico u odontólogo tratante si observa síntomas persistentes o mal olor bucal relacionado a una enfermedad sistémica.

Referencias.

  1. Fernández, J., yRosanes, R. (2002). Halitosis: diagnóstico y tratamiento en AtenciónPrimaria. Medifam12(1), 46-57
  2. Foglio, P.L., Rocchetti, V., Migliario, M., y Giannoni, M. (2007). La halitosis: revisión de laliteratura. Primera parte. Avances en Odontoestomatología23(6),375-386.
  3. Menéndez, M.,Noguerol, B., Cuesta, S., Gallego, M., Tejerina, J., y Sicilia, A. (2004).Halitosis de origen periodontal: revisión. Avances en Periodoncia eImplantología Oral16(1), 19-33.
  4. Velásquez, M. E., yGonzález, O. (2006). Diagnóstico y tratamiento de la halitosis. ActaOdontológica Venezolana44(3), 383-398.

Leer con atención:
Los contenidos publicados en Vida Lúcida son exclusivamente con fines informativos. Los temas de salud, nutrición y dietas no deben sustituir el diagnóstico ni la consulta con un Médico Profesional.
5/5 (2 Reviews)