Alergias Salud

Síntomas de alergia al polvo y cuáles son las causas

El “polvo de casa” es la principal fuente de alérgenos del interior de las viviendas y edificios, éste contiene una compleja mezcla de materiales de diferente origen y composición: fibras, pelos, restos cutáneos de personas, partículas dérmicas de animales, insectos, resto de plantas interiores, esporas de hongos, bacterias, virus, polen y sobre todo ácaros.

Una mujer con síntomas de alergia al polvo

Actualmente en los países industrializados, la mayoría de las personas pueden llegar a pasar hasta un 95% de su tiempo en establecimientos cerrados, pasando muy poco tiempo al aire libre; esta modificación en los hábitos ha desencadenado cambios en la frecuencia de muchas enfermedades alérgicas.

Al permanecer por largo tiempo en estos ambientes cerrados, respiramos aire rico en sustancias potencialmente alergénicas, lo que facilita la aparición de alergia al polvo.

Síntomas de la alergia al polvo

Los principales síntomas de la alergia al polvo son los siguientes: lagrimeo o picazón en los ojos, tos, síntomas de rinitis alérgica a predominio vespertino, goteo y congestión nasal, estornudos consecutivos, reacciones alérgicas en la piel tales como dermatitis atópica, piel hinchada o enrojecida durante todo el año.

Por lo general las molestias se exacerban en la noche y al levantarse en la mañana debido a que el colchón es uno de los principales reservorios de ácaros.

Puede interesarte leer información para quitar los ácaros del colchón.

Si la severidad de la alergia predispone a la aparición de episodios de asma bronquial se presentará dificultad para respirar, dolor torácico o sensación de opresión en el pecho, dificultad para conciliar el sueño dada por tos o disnea, episodios de tos y silbidos audibles al exhalar (sibilancias) que empeoran con la aparición de infecciones respiratorias asociadas.

Los síntomas se caracterizan por ceder a medida que se abandona la vivienda, y están presentes durante todo el año aunque habitualmente disminuyen en invierno, se hacen más pronunciados en otoño y primavera debido a que la humedad y la temperatura propician el crecimiento de los ácaros. Algunos investigadores han encontrado que los ácaros pueden empeorar los síntomas observados de la dermatitis atópica.

Una de las manifestaciones más graves de la alergia a los ácaros es el shock anafiláctico. Esto puede ocurrir por ingesta de alimentos contaminados con ácaros en individuos atópicos,  estos pueden ser: harina de trigo, maíz, arroz, jamón, chorizo, salami, pizza, biscochos, avena, alimentos empanizados.

Afortunadamente, no es algo que se dé con frecuencia. Los individuos afectados manifiestan síntomas severos y letales de alergia como disnea, angioedema y broncoespasmo.

Causas de la alergia al polvo

reacciones en la piel por alergia al polvo

Sedenomina “alergia al polvo de casa” a la alergia a los ácaros. Algunas personas padecen de una hipersensibilidad atípica ante un determinado alérgeno, que en este caso sería a los ácaros.

Se trata de una inadecuada regulación del organismo dada por una reacción de defensa exagerada del sistema inmunológico a determinadas sustancias denominadas alérgenos. Cabe destacar que estos alérgenos no afectan al resto de las personas que no posean esta condición atópica.

¿Que son los ácaros?

Los ácaros son una subclase de microorganismos arácnidos, que miden aproximadamente 0.3 milímetros de longitud y se alimentan de las partículas que hay en el polvo de las casas.

Pueden encontrarse en objetos que acumulan polvo como alfombras, mantas, edredones, colchones, almohadas, peluches, libros, cortinas pesadas, muebles tapizados, cojines, se pueden acumular en el filtro de los aires acondicionados por lo que es recomendable limpiarlos periódicamente.

Existen casi 50.000 especies descritas de ácaros y entre 100.000 y 500.000 especies que todavía no han sido clasificadas. Se estima que únicamente 25 de más de 40.000 especies de ácaros encontradas, están asociadas a enfermedades alérgicas en el ser humano.

Los ácaros involucrados con mayor frecuencia en procesos alérgicos pertenecen al orden Astigmata, en el cual solo 3 superfamilias son las responsables de causar problemas de atopia:

  • Pyroglyphoidae: a esta familia pertenecen el Dermatophagoides (D.) pteronyssinus, D. farinae y Euroglyphus maynei,  inductores de la mayoría de sensibilizaciones alérgicas en Europa y Estados Unidos.
  • Acaroidae: Acarus siro y Tyrophagus putrescentiae son las especies responsables dentro de esta familia.
  • Glycyphagodae: Blomia tropicalis y Lepidoglyphus destructor cada vez se observa con más frecuencia como responsable de cuadros alérgicos.

Es la materia fecal de los ácaros la que provoca la alergia; este material queda suspendido en el aire, el individuo las respira y desencadena la alergia. Estos  prefieren lugares oscuros y con humedad. Van disminuyendo o desapareciendo con la altitud y no están presentes en el polvo exterior.

Se encuentran en todas las casas incluso en las más higiénicas y pueden llegar a vivir entre dos y tres meses, sereproducen muy rápidamente si las condiciones favorables de temperatura (25 a 35ºC) a y humedad (50-75%) son propicias para su crecimiento.

Referencias:

  • Platts-Mills, T., y J. Woodfolk. «Dust mites and asthma». En A. Kay, A. Kaplan, J. Bousquet y P. Holt, eds. Allergy and Allergic Diseases. 2.ª ed. Hong Kong: Blackwell Publishing, 2008, 988-996.
  • Simpson, A., y A. Custovic. «The role of allergen avoidance in the secondary prevention of atopic disorders». Curr Opin Allergy Immunol, 5-3 (2005): 223-227.

Leer con atención:
Los contenidos publicados en Vida Lúcida son exclusivamente con fines informativos. Los temas de salud, nutrición y dietas no deben sustituir el diagnóstico ni la consulta con un Médico Profesional.
5/5 (1 Review)