Qué es y cuáles son los síntomas de una malabsorción intestinal

La malabsorción ocurre cuando los nutrientes no se extraen y absorben adecuadamente de los alimentos durante el proceso digestivo. Esto puede resultar en una deficiencia de vitaminas, proteínas, minerales, carbohidratos y otros nutrientes que son importantes para el desarrollo y la regulación de los sistemas del cuerpo.

malabsorción

Qué es una malabsorción intestinal

Típicamente, durante la digestión, los nutrientes se extraen de los alimentos y son absorbidos por el intestino delgado. Estos nutrientes son transportados a través del torrente sanguíneo y hacia los tejidos, músculos y órganos para apoyar sus funciones.

En caso de malabsorción, ocurre un colapso en este proceso intestinal de tal manera que los nutrientes no se absorben adecuadamente, sino que se excretan a través de las heces. La malabsorción puede ser temporal, por ejemplo, en la llamada gripe estomacal, en el que el vómito o la diarrea pueden evitar la absorción eficiente de nutrientes.

Este tipo de malabsorción desaparece cuando se resuelve la enfermedad subyacente. Sin embargo, los casos crónicos (de larga duración) de malabsorción son motivo de preocupación y deben ser evaluados inmediatamente por un profesional de la salud.

Los síntomas asociados con la malabsorción incluyen vómitos, náuseas, hinchazón, diarrea crónica, desgaste muscular y pérdida de peso. La malabsorción que ocurre en los niños puede limitar su crecimiento. Por otro lado, también puede conducir a otras enfermedades causadas por una mala nutrición.

La malabsorción es una afección grave que puede causar diarrea o heces blandas. La diarrea persistente puede provocar deshidratación, lo cual puede ser potencialmente mortal.

Busca atención médica inmediata si detectas síntomas de deshidratación, incluidos los ojos hundidos; letargo; ritmo cardiaco elevado; cualquier cambio en el nivel de conciencia o alerta, como desmayo o falta de respuesta; y pérdida de elasticidad de la piel.

También debes buscar atención médica inmediata si tú o tu hijo están tratando la malabsorción, pero los síntomas recurren o persisten.

Cuáles son los síntomas de la malabsorción

Los síntomas de malabsorción no solo afectan el sistema gastrointestinal, sino también el crecimiento y desarrollo de un niño. El agotamiento de vitaminas, minerales y otros nutrientes importantes también puede aumentar la susceptibilidad a enfermedades y afecciones.

Los siguientes síntomas gastrointestinales a menudo ocurren en la mala absorción:

  • Dolor abdominal o calambres
  • Hinchazón, distensión o inflamación abdominal
  • Heces voluminosas
  • Diarrea
  • Vómitos

Otros síntomas de malabsorción

La mala absorción puede causar síntomas en todo el cuerpo, incluyendo:

  • Retrasos en el desarrollo y falta de crecimiento
  • Piel seca
  • Sangrar fácilmente o hematomas
  • Fracturas
  • Infecciones frecuentes
  • Deterioro del crecimiento
  • Debilidad muscular
  • Pérdida de peso inexplicable

Síntomas graves que pueden indicar una afección potencialmente mortal

En algunos casos, la malabsorción puede causar diarrea y deshidratación, lo que puede ser mortal. Busca atención médica inmediata si tú, o alguien cercano a ti, tiene alguno de estos síntomas potencialmente mortales, que incluyen:

  • Cambio en el nivel de conciencia o alerta, como desmayo o falta de respuesta
  • Cambio en el estado mental o cambio repentino en el comportamiento, como confusión, delirio, letargo, y alucinaciones
  • Pérdida de elasticidad de la piel
  • Frecuencia cardíaca rápida (taquicardia)
  • Ojos hundidos

Qué causa la malabsorción

Se cree que varias condiciones causan malabsorción, aunque se desconoce la causa exacta. Algunas de las causas de malabsorción incluyen:

  • Atresia biliar (bloqueo de los conductos que transportan la bilis desde el hígado hasta la vesícula biliar)
  • Resección intestinal (extirpación parcial por enfermedad)
  • Cánceres, como el linfoma o el cáncer de páncreas
  • Enfermedad celíaca (sensibilidad severa al gluten del trigo y otros granos que causa daño intestinal)
  • Ciertos medicamentos, incluidos la tetraciclina, medicamentos para la dieta y algunos antiácidos
  • Enfermedad de Crohn (enfermedad inflamatoria intestinal que puede afectar cualquier parte del intestino)
  • Intolerancias alimentarias (dificultad para digerir ciertos alimentos sin síntomas de alergia alimentaria), como a los productos lácteos o de soja
  • Enfermedad hepática (incluye cualquier tipo de problema hepático, como hepatitis, cirrosis e insuficiencia hepática)
  • Infecciones parasitarias
  • Cirugía del tracto gastrointestinal que elimina partes del estómago o los intestinos
  • Enfermedad de Whipple (trastorno que impide la absorción de nutrientes por los intestinos)
  • Malas dietas

Cuáles son los factores de riesgo de la malabsorción

Algunos de los factores de riesgo para la mala absorción incluyen:

  • Cáncer
  • Intolerancias alimentarias
  • Antecedentes de cirugía estomacal o intestinal que haya eliminado parte del estómago o los intestinos
  • Presencia de enfermedades gastrointestinales que causan diarrea o vómitos
  • Anomalías estructurales en el sistema digestivo

Cómo se puede tratar la malabsorción

El tratamiento para la malabsorción comienza con la búsqueda de atención médica. Tu doctor te evaluará a ti o a tu hijo para buscar signos y síntomas de desnutrición e intentará identificar la causa. Puede ser que tu dieta no incluya suficientes alimentos ricos en nutrientes o que haya problemas digestivos que impidan la absorción de nutrientes.

Es posible que se requiera hospitalización para proporcionar líquidos y nutrientes por vía intravenosa. El tratamiento dependerá de la causa específica de la malabsorción, como los antibióticos si es causada por una infección.

Tratamiento para malabsorción

Los tratamientos para esta condición pueden ser los siguientes:

  • Hospitalización para reponer líquidos y nutrientes
  • Tratamiento de la causa de la malabsorción

Cuáles son sus posibles complicaciones

Si no se trata, las complicaciones de la malabsorción pueden ser graves e incluso potencialmente mortales en algunos casos. Puedes minimizar el riesgo de complicaciones graves si sigues el plan de tratamiento que diseñen tú y tu medico específicamente. Las complicaciones de la malabsorción incluyen:

  • Anemia (bajos niveles de glóbulos rojos)
  • Retrasos en el desarrollo y falta de crecimiento
  • Cálculos biliares
  • Cálculos renales
  • Desnutrición
  • Osteoporosis (adelgazamiento y debilitamiento de los huesos)
  • Deficiencias de vitaminas
  • Enfermedades autoinmunes
Bibliografía

Fischbach, W., Al-Taie, O., Dietrich, C., Felber, J., Schütte, K., & Schumann, M. (2014). Medical and Surgical Conditions for the Treatment of Malabsorption. Viszeralmedizin30(3), 206–209. https://doi.org/10.1159/000365134

Ghoshal, U. C., Mehrotra, M., Kumar, S., Ghoshal, U., Krishnani, N., Misra, A., Aggarwal, R., & Choudhuri, G. (2012). Spectrum of malabsorption syndrome among adults & factors differentiating celiac disease & tropical malabsorption. The Indian journal of medical research136(3), 451–459.

Acerca del autor

Equipo Editorial

Equipo Editorial

Equipo editorial de Vida Lúcida. Somos un equipo de trabajo comprometido con la propuesta de temas informativos y redacción basada en fuentes serias y confiables para asegurar un artículo de calidad a nuestros lectores.