Alimentación natural Alimentación sana Enfermedades Nutrición Salud

Causas y síntomas de la hipertensión o presión arterial alta

Hipertensión presión arterial

La presión arterial alta o hipertensión es un problema de salud muy común y es considerada como “el asesino silencioso”. Es una enfermedad de los tiempos modernos y muy peligrosa porque con frecuencia no presenta signos ni síntomas de advertencia. La hipertensión no controlada es un problema de salud grave, ya que pueden aumentar su riesgo de enfermedad cardíaca y de tener un accidente cerebrovascular.

¿Qué es la presión arterial?

Los vasos sanguíneos son la parte del sistema circulatorio que transportan la sangre por todo el cuerpo. Uno de los vasos sanguíneos son las arterias. La sangre circula por las arterias dentro del cuerpo y proporciona a todas las células nutrientes y oxígeno a los órganos del cuerpo para realizar sus funciones. El corazón bombea la sangre hacia las arterias creando una presión en su interior y a esto se llama presión arterial.

Un cierto nivel de presión arterial es esencial para mantener la sangre en circulación, pero cuando esta presión es demasiado elevada, se convierte en hipertensión. Si tu presión arterial es alta, tu corazón trabaja más de lo normal para bombear la sangre por todo el cuerpo, lo que finalmente provoca diferentes tipos de problemas de salud.

El segundo tipo de vasos sanguíneos son los capilares. Son tan pequeños que no se pueden ver sin la ayuda de un microscopio. En la mayoría de los casos, las paredes de los capilares son sólo de una o dos células de espesor, y son tan estrechos que las células de la sangre tienen que hacer cola para pasar por ellos. El trabajo de los capilares es el de regular la presión. En un perfecto estado, cuando el cuerpo tiene menor presión, los capilares se abren para que la sangre pase a través y cuando la presión es alta se estrechan. Si todos los capilares están abiertos al mismo tiempo, la presión sanguínea disminuiría abruptamente y se moriría.

Síntomas de la hipertensión

Hipertensión leve y moderada puede no producir ningún síntoma durante años, pero cuando aparecen muestra diversos síntomas.

  • Dolor en la parte trasera de la cabeza y el cuello al despertar por la mañana
  • Mareos
  • Dolores en los brazos, región del hombro, piernas, espalda, etc,
  • Palpitaciones
  • Dolor en la región del corazón
  • Dolor de cabeza
  • Hemorragias nasales
  • Micción frecuente
  • Tensión nerviosa y fatiga
  • Mal humor
  • Malestar emocional
  • Cansancio
  • Problemas para dormir
No dejes de leer:
Cómo relajar los pies con un baño desintoxicante

Si no se trata la hipertensión o presión arterial alta, se está en riesgo de padecer un ataque de corazón o un derrame cerebral.

¿Cuáles son las causas de la hipertensión presión arterial alta?

Sobreproducción de renina por el riñón

Los riñones desempeñan un papel importante en el control de la presión arterial a través de la secreción de renina. La renina es una enzima que es liberada por el riñón para ayudar a controlar el equilibrio de sodio-potasio del cuerpo, el volumen de líquido y la presión arterial. Ayuda a controlar el estrechamiento de las arterias. Cuando la presión de la sangre cae por cualquier razón, unas células especiales en el riñón detectan el cambio y liberan renina en el torrente sanguíneo. Cuando la renina está sobre-producida en el riñón, provoca la hipertensión o presión arterial alta. Infecciones, inflamaciones y riñones en mal estado a menudo producen demasiada renina lo que forma hipertensión.

Hipertensión presión arterial riñones

Los riñones con la ayuda de la renina regulan la cantidad de agua del cuerpo. Si hay demasiada agua, la presión arterial del cuerpo subirá, y por el contrario, si hay poco agua, la presión arterial bajará. Por este motivo es importante beber mucha agua, para hidratarse y evitar la sal de mesa que retiene los líquidos del cuerpo.

Demasiada insulina es causa de la hipertensión o presión arterial alta

La presión arterial alta también se relaciona con el cuerpo produciendo demasiada insulina. La insulina es una hormona generada por el páncreas que ayuda a utilizar los carbohidratos de la dieta como combustible. Cuando se come demasiados carbohidratos junto con una dieta alta en grasas, los hidratos de carbono empujan a la insulina a las células grasas, donde puede ser almacenada. El exceso de insulina ejerce efectos nocivos sobre el cuerpo que puede conducir a enfermedades del corazón. Si tienes sobrepeso, hay una gran posibilidad de que las células de tu cuerpo sean resistentes a la insulina. Sin embargo esto no sólo es un problema de las personas con sobrepeso. Según un estudio de 1988 de la revista Diabetes, el 25 por ciento de las personas sin sobrepeso también presentan resistencia a la insulina.

No dejes de leer:
Qué son las grasas saturadas y qué alimentos las contienen

Hipertensión presión arterial Insulina en la sangre

Cuando el cuerpo produce demasiada cantidad de insulina, daña el revestimiento de las arterias ya que tiende a hacer que sean “pegajosas”, lo que es más atractivo para que las células blancas de la sangre causen la inflamación. Estas inflamaciones hacen que las arterias sean menos flexibles, lo que aumenta la presión arterial. Además, estas inflamaciones establecen un entorno para la formación de placas de colesterol, que estrechan las arterias lo que contribuyen a la hipertensión.

Reducir el nivel de insulina conlleva cambios en el estilo de vida que incluyen: una pérdida de peso, una dieta natural con una gran cantidad de frutas y verduras, practicar ejercicio regularmente y la relajación dado que la tensión mental aumenta la adrenalina en el torrente sanguíneo que hace que la presión de la sangre aumente.

El cigarro, la cafeína y el estrés causan hipertensión

Hipertensión presión arterial estrés

Fumar y un consumo excesivo de toxinas como té, café, refrescos de cola y alimentos refinados y procesados dañan las arterias y venas. La obesidad, diabetes, estreñimiento, alergias a los alimentos y una dieta alta en grasa y baja en fibra, hacen que la presión arterial sea alta. Las causas más importantes de la hipertensión son el estrés y un estilo de vida defectuoso. Las personas que están estresadas durante un largo período de tiempo, pueden llegar a tener una presión arterial permanentemente alta, siendo difícil de reducir, incluso después de la eliminación del estrés.

 Fuente: Copyright © por Natturalia.com