Mujer Salud

9 tipos de flujo vaginal que cada mujer debe conocer su significado

Prácticamente a nadie le gusta hablar sobre el flujo vaginal, incluso si eres muy claridosa, la palabra probablemente te haga detenerte un poco. De hecho, los investigadores piensan que parte de la razón por la que las personas odian la palabra “humedad” es porque les recuerda el flujo vaginal.

flujo vaginal

9 tipos de flujo vaginal y qué significa

Por supuesto, estamos empezando a superar algunos de los tabúes extraños sobre los períodos y el vello púbico, así que quién sabe, tal vez algún día el tema del flujo vaginal no sea un tema tan secreto. Después de todo, esto no solo es totalmente normal, sino que también es realmente útil. “El objetivo del flujo vaginal es mantener la misma vagina sana al limpiar, humectar y prevenir las infecciones“, dice Stephanie Wyckoff, MD, obstetra / ginecóloga en el Orange Coast Memorial Medical Center en Fountain Valley, California. Además de mantener el equilibrio, también puede avisarte cuando algo está fuera de control. Esto es lo que es normal y lo que no.

1. Delgado y claro

Esta es su secreción de emisión estándar: cerca del comienzo de tu ciclo menstrual, tu secreción probablemente será clara y acuosa, o delgada y de color blanco lechoso. Siempre y cuando no tenga ningún síntoma extraño como picazón o un mal olor, estará todo bien.

2. Fibroso o elástico

Alrededor del día 14 de tu ciclo, puedes observar un flujo de consistencia como a las claras de huevo, esta es una parte normal de tu ciclo, y por lo general, significa que estás ovulando (la textura resbaladiza ayuda a los espermatozoides a nadar hacia el cuello uterino), así que si eres sexualmente activa, ahora sería un buen momento para ser extra, extra cuidadosa.

También puedes leer:
Causas y remedios para el olor a pescado en la zona vaginal

3. Más grueso de lo habitual

Si no tienes ningún otro síntoma, como un fuerte olor o picazón o incomodidad, probablemente sea solo una cremosidad al final del ciclo normal. La descarga generalmente aumenta de grosor durante la segunda mitad de tu ciclo. Si todo parece bien, de lo contrario, no te preocupes por eso.


4. Súper pesado

Es normal ver un poco más de flujo vaginal cerca del final de tu ciclo, y si estás tomando anticonceptivos hormonales, eso también puede hacer que sea más pesado. Pero hay algunas otras posibles causas del exceso de humedad, como una infección, un tampón perdido o una reacción a un jabón nuevo. Si te está molestando, avísale a tu médico.

5. Marrón o sangriento

Si acabas de terminar tu período, es como una sangre sobrante evacuando las instalaciones. Pero si tienes manchas a mitad de mes al azar, o esta no es la primera vez que notas sangre en la mezcla, o incluso si te sientes extraña, habla con tu ginecólogo, puede ayudarte a descubrir qué podría estar causando eso. La secreción vaginal pardusca o teñida de sangre puede deberse a una infección vaginal, a un tampón perdido, a un quiste ovárico o a algo dentro del útero, como un pólipo. Ninguno de ellos es digno de pánico, pero requiere que lo traten lo antes posible si algo sucede allí.

6. Blanco y grumoso

Una descarga espesa y blanca con la textura del requesón es un síntoma común de infección por hongos. Hazle saber a tu médico, especialmente si tienes otros síntomas como una vagina con picazón, labios irritados o dolor al orinar. ¿Las buenas noticias? Las infecciones por levadura se tratan fácilmente.

También puedes leer:
Estiramientos de yoga para aliviar el dolor de la ciática

7. Flujo vaginal amarillo o verde

El flujo puede desteñirse ligeramente cuando llega al aire, por lo que, si notas una descarga de color amarillo pálido en tu ropa interior, esa es la explicación más probable. Pero si tu descarga es de color amarillo o verde grueso, podría ser un signo de infección, incluso una infección de transmisión sexual, como clamidia o gonorrea. Tu ginecólogo puede hacer algunas pruebas rápidas e indoloras para ver qué está pasando.

8. Grisáceo

Un fuerte desagradable olor a pescado con una descarga delgada blanco grisáceo es un síntoma clásico de una infección bacteriana. Por supuesto, no todos los olores son causados por una infección, podría ser algo tan simple como lo que comiste hoy, pero aun así vale la pena un viaje al ginecólogo para descartar algo más serio.

9. Flujo inexistente

Está bien si no tienes ningún tipo de descarga, la producción de flujo de todas es diferente. Mientras no experimentes ningún otro síntoma inusual, tu vagina está completamente normal. Y puedes ponerte ropa interior blanca sin estresarte o no usar pantiprotectores, que suerte. Sin embargo, si la sequedad te hace sentir incómodo o irritado, lo adivinaste, deja que tu ginecólogo lo sepa.

Comparte esto:
Suscribirte al Boletín
Recibe en tu correo las últimas publicaciones de Vida Lúcida Totalmente gratis!
También podrás recibir novedades y noticias sobre salud y los temas de interés que tratamos.
2016 (C) Derechos reservados
   
* No olvides revisar tu bandeja de entrada para confirmar tu suscripción.
Vida Lúcida Social!
Forma parte de Vida Lúcida Social. Crea tu cuenta gratis y comienza a conectar con más personas que buscan el bienestar y mejorar su calidad de vida.
2018 (C) Vida Lúcida