Salud Tratamientos

Por qué sale el paño en la cara y cómo tratar el melasma

También conocido como cloasma o melasma, el paño en la cara es una lesión cutánea macular (mancha), que aparece debido a una hiperpigmentación de color pardo a marrón, producida por la hiperactividad de células conocidas con el nombre melanocitos, localizada frecuentemente en la frente, pómulos y nariz, siendo precipitadas por la exposición constante al sol, lo que aumenta en verano y en regiones geográficas del trópico.

mujer con paño en la cara y problemas de melasma en la piel del rostro

Para entender más de esta patología es necesario conocer que el color característico de la piel viene determinado por dos pigmentos principales: la hemoglobina, presente en los eritrocitos (glóbulos rojos de la sangre),  responsable del grado de palidez o rubicundez de la persona y, la melanina producida por los melanocitos, la cual genera la tonalidad propia a la piel (blanca, morena, etc.), por lo que el mayor o menor grado de aparición de este elemento varía de acuerdo con los grupos étnicos, las zonas del cuerpo y exponerse ante la luz solar.

En este sentido, la producción de melaninasirve de barrera natural de la piel para disminuir la acción nociva de los rayos ultravioleta del sol.

El origen del melasma

Vale también explicar que en algunos casos, y por mecanismos múltiples, la piel puede producir un exceso de melanina, como es la aparición del paño en la cara (melasma) o hiperpigmentación de la piel en las zonas más expuestas a la luz solar.

Embarazo

El paño en la cara se relaciona con frecuencia con el embarazo y, en este caso, se le conoce como máscara gravídica o máscara del embarazo. No solo se presenta en mujeres embarazadas, sino también en hombres, pero con una frecuencia mucho menor respecto a las mujeres.

Otras causas

En las mujeres existe otra razón que genera esta patología fuera del embarazo y es el consumo de anticonceptivos orales. En cuanto a las pacientes postmenopáusicas, la puede generar el uso de terapia de reemplazo hormonal, lo que debe ser un factor de riesgo a tomar en cuenta.

También existen otros fármacos capaces de producir el paño en la cara, como algunos antiepilépticos, por lo que se debe sopesar el riesgo-beneficio, ya que muchas veces no puede ser retirado el tratamiento.

En otros casos, esta afección puede aparecer como una reacción alérgica a medicamentos y cosméticos, tales como la aplicación del maquillaje. Incluso, deficiencias nutricionales de hierro, algunas proteínas, aminoácidos y vitaminas del complejo B pueden tener relación como causantes del cloasma. Por lo que en este caso el tratamiento estaría dirigido a solventar esas carencias nutricionales.

Otro aspecto que hay que tener muy en cuenta es que si se tienen factores de riesgo como obesidad, síndrome metabólico, antecedentes familiares de enfermedades crónicas metabólicas y alteraciones de parámetros de laboratorio (hiperglicemias, hormonas tiroideas, etc.) que orienten a enfermedades como la diabetes o, patologías tiroideas y disfunciones hepáticas, es importante indagar y consultar con el médico, ya que las mismas pueden estar relacionadas con el melasma al generar elevaciones de los niveles de Hormona Estimulante de Melanocitos, con la consiguiente generación de hiperactividad en la producción de melanina.

Tratamiento del paño en la cara

En muchos casos, el tratamiento del melasma puede ser complejo porque se requiere, en primer lugar, detectar la causa etiológica de base, tratarla y, simultáneamente, mantener un tratamiento dermatológico que permita eliminar la mayor cantidad de exceso de pigmentos, ya que no siempre se restaura a un 100% el tono natural de la piel, pues hasta ahora, algunos tratamientos lo que consiguen es mejorar el tono y mantenerlo regulado o controlado. Para el control, son fundamentales las herramientas de prevención, sobre todo, en personas con factores predisponentes.

1. Protección solar

Adicionalmente, se recomienda el uso de protectores solares de acuerdo al tipo de piel, así como medios de protección (ropa ligera ancha, sombreros, sombrillas, etc.) y evitar la sobre exposición al sol, especialmente en horas cercanas del mediodía.

2. Tratamientos dermatológicos

En cuanto a la medicación disponible, también existen fármacos que producen un efecto conocido como peeling (remoción de las capas superficiales de la piel afectada a fin de favorecer el crecimiento homogéneo con un mismo tono), que coadyuvan a la eliminación del pigmento.

En la terapéutica a usar existe una amplia gama de medicamentos dependiendo su uso o aplicación del especialista que se elija. Generalmente, en la actualidad se aplica la combinación de tratamientos, donde por un lado ayudan a despigmentar las manchas de reciente aparición, a la vez que controla la producción de melanina por parte de los melanocitos (conocidos como tratamientos aclarantes o hipopigmentantes).

En cuanto a tratamientos tópicos, además de los despigmentantes y protectores solares, en algunos casos se requiere el uso adicional de luz intensa pulsadae, incluso, el uso del láser como otra opción que puede ofrecer resultados satisfactorios desde el punto de vista estético.

5/5 (1 Review)