Menopausia Salud

Constipación en la menopausia y tratamiento recomendado

Para hablar de constipación en la menopausia es necesario definir ambos términos. La menopausia es conocida como la última menstruación y este evento está acompañado de diversos cambios físicos y psíquicos producto del cese de la función ovárica que pueden adquirir una dimensión patológica y requerir tratamiento.

la constipación en el período de la menopausia

Uno de esos cambios físicos que tiene la mujer en este periodo de su vida que en promedio ocurre a los 50 años es el estreñimiento o constipación.

La constipación se define sobre la presencia de dos o más de las siguientes manifestaciones, durante más de tres meses sin el uso de laxantes:

  1. Menos de dos evacuaciones por semanas
  2. Materia fecal dura en un 25% o más de las evacuaciones
  3. Evacuaciones forzadas o dificultadas en un 25% de los casos
  4. Sensación de evacuación incompleta en un 25% de las deposiciones al menos.

En la menopausia existe una serie de cambios hormonales que, añadido al estrés característico de esta etapa, hacen que aparezca la constipación como síntoma añadido al resto de los ya existentes.

Causas de constipación en la menopausia

  • Disminución de estrógenos: En este período de la vida de la mujer hay una disminución considerable de estrógenos debido a un envejecimiento del ovario: órgano encargado de producir hormonas y liberar el ovocito (conocido como óvulo). Esta disminución de estrógenos causa un aumento en la liberación de adrenalina, situación que trae como consecuencia el enlentecimiento del tránsito del bolo fecal en el intestino grueso.
  • Medicamentos: Existen fármacos que la mujer utiliza en otras circunstancias patológicas como hipertensión arterial, terapia sustitutiva de estrógenos y depresión que tienen como efecto adverso la constipación
  • Dieta pobre en fibras y líquidos que no permitan el tránsito eficaz del bolo fecal y el ablandamiento de las heces en su trayecto. Las dietas ricas en comida chatarra no ayudan a mejorar el cuadro.
También puedes leer:  10 alimentos para personas con resistencia a la insulina

Tratamiento de la constipación en la menopausia

Existen diversos tratamientos, unos más eficaces que otros pero que al final ayudarán a mejorar el tránsito del bolo fecal por el trayecto intestinal y mejorar la calidad de vida de la mujer durante esta etapa “crítica” de cese de las funciones hormonales a las que el organismo estaba acostumbrado. Entre los tratamientos y métodos que se pueden emplear para mejorar la constipación hablaremos de:

Alimentación sana:

Es importante alimentarse bien durante toda nuestra vida, pero hay momentos críticos donde se vuelve indispensable hacer parte de nuestra vida esta premisa.

Es en la menopausia cuando disminuyen los niveles de estrógenos y debemos ingerir más fibras, cereales, verduras y líquidos. Agregar todo esto a la dieta ayudará a contrarrestar los efectos de la adrenalina a nivel del musculo liso intestinal. Además, se debe masticar bien y comer despacio.

Hacer ejercicio:

Llevar una vida activa con aumento de la actividad cardíaca, favorecerá la vasodilatación y estimulará la motilidad intestinal.

Se recomienda que al menos 30 minutos de actividad cardiovascular en las mañanas se realicen al menos cuatro veces a la semana,

Laxantes:

El uso de laxantes está indicado cuando ya han pasado varios días desde la aparición del estreñimiento. Se deben usar por menos de una semana y tomando medidas previas de higiene alimenticia y ejercicio físico.

También puedes leer:  Mantenerse hidratado mejora la calidad de vida

Se recomiendan los laxantes formadores de masa como: mucílagos y salvado de trigo que es derivado de la celulosa. Estos laxantes forman heces de mayor volumen, pero muy blandas permitiendo expulsarlas con mayor facilidad.

Se debe emplear en un período no mayor de 7 días porque su uso crea dependencia. Se administran antes de las comidas, con abundante agua por vía oral.

Terapia hormonal sustitutiva:

Consiste en administrar estrógenos naturales o artificiales que ya el organismo no está produciendo. Esta medida terapéutica mejorará los síntomas que derivan de la menopausia y por ende mejorará la constipación y el tránsito intestinal.

Esta terapia tiene severos efectos adversos y debe ser indicada por un médico especialista individualizando a cada mujer según sus hábitos y antecedentes de enfermedades.

Suplemento de magnesio:

Este metal ayuda a la motilidad muscular y el intestino es un músculo liso que al tener mayor movimiento favorece el tránsito del bolo fecal.

La menopausia es un período de cambios físicos y psíquicos en los que la mujer tendrá que adoptar un estilo de vida muy distinto al que tenía antes de esta etapa.

Siempre es importante tomar medidas ante lo que está cambiando y debe ser mejorado pero siempre de la mano de un médico o personal de salud que esté capacitado para orientar la mejoría de la mujer en esta etapa de cambios.

5/5 (2 Reviews)