Según la ciencia las plantas de interior son buenas para la salud mental

A muchos de nosotros nos encanta comprar plantas de interior y decorar nuestra casa con flores y macetas… pero seamos honestos, muy pocos realmente sabemos cómo cuidar un árbol lira. Sin embargo, la mayoría sí tenemos al menos una suculenta.

Los beneficios de las plantas de interior para tu salud

Y claro, es algo razonable. Las plantas son muy decorativas y coloridas. Y llenan los espacios con un toque natural que nos tranquiliza mientras estamos encerrados. 

Seamos realistas: en un mundo estresante e incierto, nuestras habitaciones, que cada vez son más similares a una jungla, se han convertido en santuarios que revitalizan nuestra salud mental. Y esta es la gran razón de por qué no tienes que sentirte culpable por gastar la mitad de tu sueldo en plantas.

Las plantas literalmente te ayudan a respirar mejor

Realmente estamos bastante en deuda con las plantas cuando se trata de respirar aire limpio. Estas son bastante buenas liberando oxígeno y absorbiendo dióxido de carbono. Lo cual seguramente recuerdes de tu clase de biología. Por lo tanto, es lógico pensar que mantener plantas en la casa tiene beneficios para la salud física.

Lo que es bueno para el cuerpo es bueno para el cerebro. Por eso vale la pena considerar tener plantas con grandes capacidades para absorber toxinas y purificar el aire como los potos, el aloe vera y la hiedra. Las plantas perfumadas también tienen beneficios para la salud. Se ha demostrado que el olor de las flores como el jazmín y la lavanda reduce la ansiedad y el estrés y promueve una buena noche de sueño.

La jardinería es la forma más barata de terapia

Investigadores han estado promoviendo los beneficios para la salud mental de la horticultura durante décadas, y por una buena razón. Estudios han demostrado en varias ocasiones que el cuidado de las plantas puede distraer nuestra mente de las cosas malas, aliviar el estrés y tener un efecto calmante general. La jardinería es tan buena para el cerebro que incluso se cree que reduce el riesgo de demencia.

Las plantas también son una excelente manera de tomarse un descanso de la tecnología y el torbellino estresante de la vida laboral y los correos electrónicos de trabajo que la acompañan. 

Es bastante difícil estar usando las redes sociales mientras te dedicas a podar o regar tus plantas, y esta es la clave en sí. Nutrir una planta, aunque sea por unos pocos minutos cada día, te obliga a detenerte y concentrarte en algo que no sea un mensaje de texto o una publicación de Instagram de tu amigo que está viajando por Europa.

Un estudio reciente pudo demostrar que un grupo de personas de veintitantos años experimentó una disminución masiva de la presión arterial y otros síntomas de estrés físico cuando tuvieron una sesión de jardinería interior después de haber usado la computadora. Los resultados sugirieron que el cuidado de las plantas de interior reduce el estrés fisiológico y psicológico, especialmente en comparación con las tareas mentales realizadas mediante la tecnología.

Dejando a un lado la ciencia, todo el mundo sabe qué volver a casa del trabajo y ver que a tu monstera le ha brotado una pequeña y linda hoja nueva es uno de los mejores sentimientos que hay. 

La jardinería, incluso si tus plantas se mueren el 50 por ciento del tiempo, es una manera sencilla de sentirse realizado. Y esos pequeños momentos de orgullo se suman a grandes beneficios para la salud mental.

La belleza es buena para el bienestar de tu cerebro

Pero ¿Qué pasa si no tienes el tiempo suficiente para estar atendiendo a todos esos helechos modernos y complicados de cuidar? ¿Cómo haces para mantener vivas a estas plantas? No temas. 

El simple hecho de estar en presencia de la naturaleza puede tener enormes beneficios para la salud mental, lo cual significa que no tendrías problemas invirtiendo en una planta del aire que no necesitan agua ni demasiados cuidados.

La ciencia es muy clara: las personas son más felices cuando están cerca de seres vivos estéticamente agradables. Se ha descubierto que los trabajadores de oficina son más productivos y felices cuando están rodeados de plantas de interior. Además, tener plantas en las habitaciones de hospitales ayuda a los pacientes quirúrgicos a recuperarse más rápido al reducir la presión arterial, el dolor y los niveles de fatiga. 

Estudios han encontrado que incluso el acto de mirar por la ventana a una pequeña franja de árboles en un parque urbano puede tener propiedades restauradoras para la salud mental.
Se ha descubierto que simplemente ver el color verde promueve la estabilidad emocional. Mientras que la presencia de flores de colores brillantes puede proporcionar una mejora instantánea del estado de ánimo.

Acerca del autor

Equipo Editorial

Equipo Editorial

Equipo editorial de Vida Lúcida. Somos un equipo de trabajo comprometido con la propuesta de temas informativos y redacción basada en fuentes serias y confiables para asegurar un artículo de calidad a nuestros lectores.